Síguenos

Para desengrasar, que veo el ambiente muy tenso, algo de humor. Tengo debilidad por Cálico Electrónico, así que tras el cierre de la compañía que lo producía, Nikodemo (que contaba entre sus inversores con La Caixa), he de reconocer que me ha alegrado que se haya podido relanzar recientemente.

Ahora bien, me llama la atención que el malo del primer episodio de la nueva entrega sea Mercatus, el devorador de planetas.

Cálico,el mercado es tan malo que tengan su oportunidad proyectos como el tuyo, que cuentes con sponsores como Telepizza que te permitieron salir adelante en la noche aciaga, donde todas las puertas se te cerraban. Así de malo es el mercado.

¿Qué hay que perfeccionarlo? Sin duda. Tengo curiosidad por saber si en el cambio de Nikodemo a Nikotxan, la nueva productora, se quedo algo colgando. Espero que no, no vaya a ser que tanto reirse de Mercatus y éste tenga una ética que otros no.

Dicho lo cual, estoy deseando ver capítulos nuevos.

PD: El planeta Hipotecus es un bocado un tanto difícil de digerir, según me cuenta Mercatus.

En El Blog Salmón | La típica empresa española, en clave de humor

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios