Compartir
Publicidad

El adelanto del cierre del Metro de Madrid, una mala idea

El adelanto del cierre del Metro de Madrid, una mala idea
Guardar
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Metro de Madrid va a cerrar una hora y media antes (a la media noche) de domingo a jueves. El ahorro de esta medida será, según cálculos de la Comunidad de Madrid, de 5 millones de euros al año. Los usuarios afectados, unos 20.000. ¿Por qué lo veo mal? Porque hay alternativas mejores que no dañan tanto al usuario, no generan más tráfico ni contaminación ni fastidian el turismo, que habría que cuidar mucho en estos tiempos.

El problema de los costes del Metro de Madrid ha sido la expansión incontrolada de la red a zonas muy periféricas por parte de los políticos que querían obtener votos. Esto ha hecho que la red sea muy deficitaria (siempre lo ha sido, pero ahora más que nunca). Las expansiones nunca han visto cubiertas sus estimaciones de viajeros, y por muy barato que haya sido el kilómetro construido (es algo de lo que presumen) el coste frente a la utilidad ha sido muy alto.

Pero lo hecho hecho está, ahora hay que buscar soluciones al excesivo déficit. Hace unos meses se subieron las tarifas de una forma nunca vista. Pero este tipo de medidas reducen la demanda. Además, la reestructuración de tarifas ha traído más complejidad, lo cual es un absurdo absoluto.

En el transporte público de Madrid se pueden hacer cambios que reduzcan los gastos y atraigan más viajeros, que es lo que reduciría el déficit. Primero, lo fundamental es un billete integrado de todos los tipos de transportes (tren, metro, autobús) al igual que existen en otras ciudades de Europa (Barcelona, sin ir más lejos). No puede ser que sea más barato realizar viajes en coche que en transporte colectivo si no tienes abono transportes (que requiere un uso intensivo del mismo).

Dentro de esta medida de billetes unificados sería necesaria una redefinición completa de las líneas de autobuses. No es normal que en media haya una parada de autobús cada 300 metros. Gallardón lo llevaba en su programa electoral en la anterior legislatura y no hizo nada al respecto. Con líneas de autobuses más efectivas y rápidas, las combinaciones metro – autobús se vuelven muy atractivas en detrimento del coche.

Los viajeros esporádicos llevan tiempo siendo apartados del servicio: subida de tarifas, complejidad de los billetes, zonas, y diferentes compañías de transportes, y ahora además cierre más pronto del metro. Si los viajeros habituales, los del abono, han bajado por la crisis (menos trabajadores que van todos los días en metro), no se puede intentar compensarlo haciéndolo pagar a los esporádicos, porque lo único que se hace es espantarlos.

Otra medida posible es el cierre más pronto pero sólo de determinadas zonas. De hecho ya existen zonas de la red donde el servicio acaba antes, y se puede hacer extensivo. Mantener las líneas con mayor número de viajero abiertas como siempre, e intentar minimizar los costes de mantenimiento de las expansiones ruinosas con cierres más tempranos.

La tercera medida que se me ocurre es bastante radical, pero desde luego es positiva no sólo para las finanzas del Metro de Madrid. Se trata de implantar un sistema de pago por entrar en coche en el centro de Madrid. Esto subiría la demanda, está claro, pero además tiene externalidades muy buenas: ciudad con menos coches, más agradables para el turismo, menos contaminación (un problema grave de Madrid)… Varias ciudades de Europa han adoptado este sistema, siendo Londres la pionera, y les ha ido bien.


En El Blog Salmón | Metro de Madrid se pega un tiro en el pie con la subida de precios a Barajas

Imagen | rahego

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos