unicaja

Según se ha filtrado a la prensa, el banco de España ha dado un ultimátum a Cajasur para que acelere el proceso de fusión con Unicaja. El ultimátum consiste en el improrroglable plazo de cinco días, con fecha tope el 1 de diciembre para que se pongan las pilas y firmen el plan de negocio de la fusión. Si Cajasur sigue campando por sus fueros, el Banco de España intervendrá la caja cordobesa y la sacará a subasta, al igual que ha hecho con CCM.

El Banco de España tiene excesiva tolerancia con todas las entidades financieras y más aún con las cajas de ahorros. No se puede mantener una situación de manera indefinida y dejar que las cajas dominadas por intereses políticos, antes que por criterios financieros estén sangrando al FROB y haciendo de su capa un sayo.

Según los últimos informes realizados sobre Cajasur, a final de año presentará unas pérdidas de 528 millones de euros, suponiendo que no ocultan una cifra mucho más grande, extremo bastante más que probable. No es lógico que el Banco de España, teniendo constancia de esta situación desde comienzos de año, no haya tomado las riendas de la caja cordobesa. Se requiere que se depuren responsabilidades porque el supervisor no ha actuado con la diligencia que debiera respecto a Cajasur.

¡Vótalo!

Editores 0

Comunidad 0

Actividad de la comunidad