Compartir
Publicidad
Publicidad

De la oficina del INEM al móvil: la búsqueda de empleo se muda al smartphone

De la oficina del INEM al móvil: la búsqueda de empleo se muda al smartphone
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Recuerdan cuando íbamos tienda a tienda/bar a bar/empresa a empresa con una pila de currículums impresos buscando trabajo para entregar en mano? Es probable que muchos de los lectores de El Blog Salmón tan siquiera sepan a que me estoy refiriendo, pero no hace tanto los españoles buscábamos trabajo llamando puerta por puerta. Hoy en día, son muy pocas personas las que todavía lo hacen.

Pues según el Informe Global Adecco 2015: Búsqueda de empleo y reputación digital en la era 3.0, el 97,3% de los candidatos ya utiliza Internet a la hora de buscar trabajo. Esta encuesta es internacional, pero deja también datos nacionales, como que casi la mitad de los españoles -42,6%- solo utiliza medios online en el proceso de búsqueda, mientras que el 54,7% combina el mundo online y el offline. La conclusión es demoledora: no hay búsqueda que se precie sin la ayuda de la red.

Pero Adecco va más allá y trae otro dato más para la reflexión: el 64,7% ya realiza este proceso a través del móvil, lo que supone que el smartphone cada día va siendo utilizado para más cosas y puede que llegue un momento en que destierre al ordenador de toda la vida.

Por otro lado, el estudio también repasa el lugar que ocupan las redes sociales en la búsqueda de empleo online. Y por lo que Adecco ha investigado podemos imaginar que un día llegará el momento en que éstas acaben sustituyendo a la oficina del INEM. En este caso, el estudio indica que los demandantes de empleo suelen utilizarlas sobre todo para entrar en contacto con las empresas que ofrecen trabajo.

LinkedIn, la próxima oficina del INEM

En este ámbito brilla LinkedIn, como no podía ser de otra manera, que es la más usada en España para buscar trabajo –un 90,8% la emplea- y solo para buscar trabajo, pues la mayoría de personas que tiene una cuenta en esta red social la tiene abierta con ese fin. Por detrás se sitúa Twitter y en tercer lugar, Facebook. Pero no solo se busca trabajo por aquí, sino que también se presentan las candidaturas, es decir, el proceso de selección se realiza por esta vía, pues el 70% de los entrevistados admite haberse presentado a alguno de estos procesos online.

En el terreno de las redes sociales, como es evidente, LinkedIn es la plataforma preferida también para construir marca personal, enviar currículums, hacer networking o para localizar cursos de formación.

Otra cosa bien distinta es lo de enlazar nuestro CV a nuestras redes sociales, algo que de momento solo hace casi el 30% de los encuestados. Puede ser esto por un motivo concreto que puede ir creciendo en los próximos años: el 17,7% afirma haber sido preguntado por su presencia en redes sociales durante una entrevista de trabajo.

De momento, en España más del 35% de los que buscan trabajo por la red ya han sido contactados por los reclutadores por las redes sociales, un salto importante respecto a la media mundial, que es del 23%. El perfil al que más se contacta por esta vía –de momento- es un hombre de entre 30/40 años con estudios superiores o título universitario, aunque son las mujeres las que más tiempo dedican a buscar empleo por Internet.

Smartworking, coworking, networking…

Toda esta digitalización del mundo laboral ha traído consigo un número importante de nuevos conceptos que debemos aprender a manejar si no queremos quedarnos con cara de póker en nuestra próxima entrevista de trabajo o encuentro profesional.

Se trata del smartworking (forma inteligente de trabajar utilizando las tecnologías de la información o TIC), del coworking (lugar de trabajo en el que se encuentran diferentes empresas, profesionales, autónomos, freelance, etc) o del networking (establecer relaciones profesionales con gente de tu sector), términos que más del 40% de los españoles ya ha escuchado y utiliza.

Todos ellos nos traen a la mente nuevas formas de hacer el trabajo de manera más eficiente sin los corsés e impedimentos del siglo pasado. Son formas más flexibles de adaptar el trabajo a nuestra forma de vida hiperconectada, que no requieren pasarse todo el día en la oficina con el culo en la silla. No obstante, en este sentido el estudio de Adecco nos da una bofetada de realidad en la cara, pues en este terreno queda mucho por hacer.

El 45% de los encuestados reconoce no haber trabajado nunca desde casa, frente a algo más de la mitad que sí lo ha hecho en alguna ocasión. Por su parte, solo el 31% ha utilizado alguna vez un espacio de coworking. No obstante, el uso del smartphone para trabajar se va generalizando y ya lo usa el 46,5%.

En cualquier caso, los deseos siguen chocando con la realidad y bien que harían los empresarios por leerse este informe y enterarse de algo que es un clamor: más del 90% de los trabajadores querría poder trabajar fuera de la oficina, sobre todo en su casa –el 64,2%-, o en un espacio de coworking –el 47,6%-. Abran la mente, señores.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos