El lastre de la productividad en la Economía Española

Síguenos

construccion.jpg

A lo largo del pasado siglo XX, se consiguieron mejoras progresivas en las condiciones laborales de los trabajadores, conllevando también y de forma generalizada a una reducción de las jornadas laborales. De acuerdo con las conclusiones a las que ha llegado el Institut National de la Stastistique et des Études Économiques (INSEE), en un reciente estudio:

Entre 1950 y 2007, la duración de la jornada anual de los diez países con mayor PIB per cápita  ha caído de media un 25%. Eso sí, no todos lo han hecho a la misma velocidad“.

Además de lo anterior, los españoles seguimos liderando el ranking de países europeos en el que más horas se trabajan (una media de 1 775 horas anuales), y si nos comparamos con el conjunto de los países desarrollados, solo nos supera Japón (1 784 horas, un 0.5% más), Estados Unidos (1 785 horas, un 0.5% más), y Corea del sur (2 165 horas, un 18% más).


Pero en España, seguimos trabajando muchas más horas que otros países comparables, porqué es esto, ¿por que el trabajador español es el que más produce? Si opinamos esto, estamos muy equivocados. La explicación a la cuestión anterior hay que atacarla en términos de productividad, y la razón de que la jornada laboral en España, se haya reducido menos que en otros países (13.00% frente a un 25.00% de media en los países de nuestro marco de comparación), hay que buscarla en diversos factores:

  • Incorporación tardía de la mujer al mercado de trabajo, mucho más tarde que en el resto de países europeos.
  • Alto porcentaje de ocupación en actividades productivas extensivas en mano de obra y basadas en largas jornadas laborales, como la construcción (un 13.00% de la ocupación en los años pre-crisis).
  • Razones de orden cultural, en mi opinión, España es un país en el que “gusta” calentar la silla, y esa cultura es la que nos hace ser menos productivos. No importándonos tanto el prolongar nuestra jornada de trabajo, cosa que en Europa no pasa, se ciñen a menos horas de trabajo y prima más la productividad.

Al margen de esto, y para solucionar el problema, antes tenemos que atajar otros muchos, entre ellos, y como señala Sara de la Rica, directora del Observatorio Laboral de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (FEDEA):

Sin embargo, en España debemos enfrentarnos primero al cambio de modelo económico y después ya hablaremos de trabajar menos tiempo“.

Más información | Expansión
Imagen | hurtubia

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

15 comentarios