Compartir
Publicidad
Publicidad

Fabricantes de coches chinos dispuestos a comerse el mundo

Fabricantes de coches chinos dispuestos a comerse el mundo
Guardar
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

China es el mayor fabricante de automóviles del mundo, por delante de cualquier otra potencia por diferencia. En China se producen más vehículos que en toda la Unión Europea, ni siquiera sumando la producción de las dos grandes potencias automovilísticas, (Japón y Estados Unidos) se consigue alcanzar un número equivalente.

Los fabricantes de coches en china han pasado de ser en poco tiempo mofa por sus copias a ser unos respetados contendientes en el mundo de la automoción. De momento, la mayor parte de los coches chinos se construyen para el mercado local, exportándose un pequeño porcentaje de los mismos. También la presencia de las marcas chinas fuera de China y los países cercanos es bastante testimonial, salvo alguna excepción.

Los grandes fabricantes del mundo saben que su desafío no está sólo en Tesla, el posible coche de Apple, el desinterés de los jóvenes o los coches autónomos de Google. Buena parte de su competencia está en los fabricantes chinos, no obstante en China hay fabricantes y fabricantes. Porque unos han aprendido a fabricar coches, mientras que a otros todavía les queda mucho por aprender.

Los orígenes de la automoción en China

La fabricación de coches Chinos viene de las fábricas que se construyeron por parte de la República Popular alrededor de las grandes urbes: Shanghai, Changchun, Cantón, Pekín, Chongquing… Al principio tuvieron ayuda por parte de la URSS, aunque poco a poco las relaciones con la URSS se fueron enfriando y China vio que empezó a necesitar ayuda externa. Pero los viejos métodos de la URSS como la fuerte integración vertical permanecieron, incluido cuando se empezó a organizar dichas fábricas en auténticos fabricantes, algunos de ellos que mantienen el nombre de la ciudad. Es el caso de SAIC (Shanghai) o Guangzhou Automobile Industry Group.

Si queremos saber cómo han aprendido los chinos a fabricar coches, tenemos que ir a la normalización de las relaciones con occidente y las joint ventures. China obligó a los fabricantes extranjeros a pagar fuertes aranceles hasta su entrada en la OMC) o a fabricar mediante una alianza con un fabricante local. Para que nos hagamos una idea, los aranceles pasaron del 200% y cuotas de 30.000 anuales, al 25% y eliminación de las cuotas en 2006.

Las joint ventues son lo que más define la fabricación de coches chinos. Muchos coches fabricados en China lo son mediante la joint venture entre un fabricante occidental y un fabricante chino. A medida que se fue relajanado la dirección por parte del gobierno chino y la producción de vehículos se fue orientando al consumidor y no a los miembros del partido (estaba regulado que coche se podía utilizar según la posición que se tuviera), las joint ventures se hicieron más y más importantes. Al principio eran por tiempo limitado y coches limitados, pero poco a poco eso fue cambiando y se han hecho más flexibles.

Los grandes fabricantes chinos

Principalmente tenemos los siguientes fabricantes, la titularidad de los mismos es publica, pero todos tienen una o más Joint Ventures para la fabricación de coches para el mercado local. De hecho las JVs son la pierda angular de la fabricación de coches en China:

  • FAW, el primer fabricante que empezó fabricando los Hongqi , coches de lujo para la élite china. Actualmente tiene Joint Ventures con Volkswagen, Audi, General Motors y Toyota. Su sede está en ChangChung.
  • Shanghai Automotie Industry Corporation (SAIC), que tiene JVs con Volkswagen (sí, los fabricantes occidentales firman JV con varios fabricantes chinos, a veces compitiendo FAW-VW con SAIIC-VW), General Motors (con marcas como Buick, pero también como BAojun, creada ex profeso para China) e IVECO. También son dueños dela marca MG, que parece que quieren reintroducir en Europa.
  • Guangzhou Automobile Industry Group, con sede en Cantón, también es de propiedad estatal y tiene JVs con Honda, Toyota y Fiat.
  • DongFeng Motor, que también es de propiedad estatal y tiene la sede en Wuhan. DongFeng tiene JVs con PSA Peugeot-Citroën (aparte de ser dueños de parte de este fabricante), Renault, Kia y Honda.
  • Changan Automobile, también de capital público, aunque cotiza en la bola de Schenzhen. Tiene JVs con Suzuki, Ford y PSA.

No todos los fabricantes son propiedad estatal, sino que algunos son privados, entre estos quiero destacar los siguientes:

  • Geely Automotive, que aunque no nos suene el nombre, son los propietarios de Volvo Cars. Por lo que podríamos considerarlo el fabricante que mejor se ha intoducido en los mercados occidentales, a base de talonario.
  • BYD, el fabricante de coches en el que invirtió Warren-Buffet por su fortaleza en el mercado de coches eléctricos.
  • Great Wall, que empieza a verse en el suroeste de la UE. Esto lo hace mediante una fábrica en Bulgaria que ensambla las piezas que le llegan de China.
  • Brilliance Automotive, que tiene una JV con BMW.
  • Chery, que tiene una JV con Jaguar – Land Rover y también con una empresa israelí para fabricar los Qoros, de los que ya hemos hablado.

Existen muchos más fabricantes chinos, dentro de toda la diversidad de marcas, JVs y fabricantes. De momento la mayor parte de la producción y esfuerzo se ha dedicado al mercado local, y en mercados de países emergentes, posiblemente porque en estos lugares es dónde se incrementan sus posibilidades de éxito.

El futuro de los fabricantes chinos

Dada la incertidumbre económica de China, las alertas de contaminación experimentadas en Pekín y la fuerte competencia en la industria, yo apostaría por las siguientes tendencias:

  • Concentración, dado que el ecosistema de pequeños fabricantes es muy posible que no consiga sobrevivir, especialmente cuando se han centrado principalmente en los vehículos de bajo coste.
  • Expansión a mercados occidentales, ya sea mediante la compra de fabricantes occidentales consolidados (el caso de Volvo) o mediante la introducción de vehículos propios (el caso de Great Wall o BYD).
  • Desarrollo de movilidad eléctrica, siendo esta una ventaja tanto para el propio mercado chino, como para la venta en mercados desarrollados, que es un nicho un tanto desatendido por los fabricantes occidentales (en buena parte por falta de interés del consumidor).

Por supuesto, es posible que me pueda equivocar, no sería la primera vez.

Más información | Oliver, N, Holweg, M & Luo, J 2009, 'The past, present and future of China's automotive industry: a value chain perspective' International Journal of Technological Learning, Innovation and Development, vol 2, no. 1-2, pp. 76-118., 10.1504/IJTLID.2009.021957, “Organisation Internationale des Constructeurs d’Automobiles” (OICA), China Association of Automobile Manufacturers

En El Blog Salmón | Los tres culpables del escándalo de emisiones de Volkswagen

Imagen | dave_7

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos