Sigue a

david_ricardo.jpg

Dentro de nuestra serie de Economistas Notables, esta semana les presentamos a David Ricardo, un economista inglés, reconocido como uno de los máximos representantes de la corriente de economistas clásicos, recordado por sus importantes contribuciones a la macroeconomía, y a la teoría del valor económico.

Biografía


Ricardo nació en Londres el 19 de diciembre de 1772, en el seno de una familia sefardí de origen portugués que emigró a Holanda e Inglaterra antes del acaecimiento de su nacimiento. Fué el tercero de diecisiete hijos. Se casó a los 21 años de edad con una mujer ‘humilde’ en el año 1793, fuera de la tradicion judía, hecho que enfrió la relación con sus padres, fue un hombre de negocios destacado que consiguió amasar una importante fortuna a la edad de 41 años. Murió en la misma ciudad que le vió nacer el 11 de octubre de 1823. 


Carrera profesional


David Ricado empezó a trabajar a la temprana cuando tan solo contaba con 14 años, trabajando gracias a su padre en el London Stock Exchange (LSE). Después de su boda, y tras distintas tiranteces con su progenitor, decidió establecerse por su cuenta, convirtiéndose en un hombre de negocios muy exitoso en el ámbito de la negociación de valores públicos, consiguiendo para el año 1815 una gran fortuna, convirtiéndose en un popular terrateniente.

En ese mismo año fue elegido miembro del Consejo británico, cargo que ostentó hasta su muerte. Su interés por la política y la economía, y la posibilidades económicas, le permitieron poder dedicarse a los trabajos intelectuales desde muy joven.

Sus primeros análisis datan del año 1809, cuando tras leer a Adam Smith, enviaba notas a la prensa con opiniones económicas firmadas con el pseudónimo de “R”, destacando con diferencia sus artículos, especialmente los que escribió sobre la devaluación de la moneda británica.

Su colaboración con Malthus fue muy fructífera, sobretodo en los análisis sobre el mercado de divisas, criticando duramente la política monetaria expansiva experimentada por el Banco de Inglaterra. Pero no siempre fue así, sino que hubieron ocasiones en las que si manifestaron posiciones distintas, como por ejemplo sucedió respecto a las Leyes de Maíz, en las que Ricardo se mostró a favor del librecambio, argumentando que el proteccionismo mantenía los precios altos beneficiando únicamente a los terratenientes.

Principales trabajos y contribuciones


David Ricardo fue considerado un economista ‘muy denso’, por lo que muchos estudiosos de la ciencia económica optaron por leer en su lugar a economistas como Jean-Baptiste Say o John Ramsay McCulloch. Mucho más sintéticos en sus análisis.

Ricardo escribió innumerable postulados y ensayos menores sobre distintas temáticas económicas, entre los que predominaban el análisis de las divisas, el reparto del valor y la distribución y libre circulación de los bienes. Si tenemos que destacar a alguna de sus obras, esta sería Principios de economía, política y tributación (1817), sin lugar a dudas su ‘obra maestra’, un alarde de madurez y precisión en el paradigma de la economía clásica, en la que fue muy crítico con el reparto de los recursos, tal y como afirmaba en su prefacio:

El principal problema de la economía política es determinar las leyes que regulan la distribución.

Este fue el principal tratado económico tras Las causas de la riqueza de las naciones de Adam Smith, siendo sus puntos más destacados:

  • La teoría del valor y de la distribución de los recursos, y el efecto que su abundancia o carestía proporciona a las diferencias de precios. Abogando por una libre circulación de los bienes y mercancias, y siendo partidario de eliminar las importantes trabas existentes al comercio internacional
  • La Ley de los rendimientos marginales decrecientes, en la que el rendimiento marginal baja con la utilización de cada vez más insumos, por ejemplo, maquinaria y fuerza laboral, a un recurso fijo, por ejemplo, tierra
  • La teoría de la renta, en la que realiza un análisis sobre las diferencias de renta existentes entre los terratenientes (capital) y los trabajadores (fuerza laboral). Siendo admirado por  Karl Marx, convirtiéndose en el punto de arranque de sus obras al respecto
  • Los impuestos

  • El paro tecnológico 

David Ricardo hoy en día


Ricardo es recordado por su profundidad intelectual y la forma excepcionalmente moderna con la que abordaba los problemas económicos, con un elevado y riguroso nivel de abstracción a pesar de que carecía de formación universitaria reglada, consiguió que la influencia de los principios de Ricardo fuera perdurable, siendo admirado por economistas tan destacados como John Stuart Mill y Karl Marx en el siglo XIX, y posteriormente por Alfred Marshall, Piero Sraffa, entre otros, además de por intelectuales y políticos, perdurando sus análisis y teorías muy vivos también hoy en día.

Imagen | Wikipedia

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

5 comentarios