Compartir
Publicidad

Francisco Roldán: "Se nos está escondiendo la verdad"

Francisco Roldán: "Se nos está escondiendo la verdad"
Guardar
33 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy tengo el gusto de presentarles a un gran profesional y amigo llamado Francisco Roldán, periodista y presidente de la Asociación Española de Consultores Políticos (AESCOP). Francisco es además Doctor en Comunicación y Poder, así como director de la consultoría política politiquear, empresa dedicada a la creación y desarrollo de campañas políticas, de imagen y electorales, y muy relacionada con el ámbito de la publicidad y las relaciones públicas.

En esta entrevista, Francisco Roldán le da un un punto de vista diferente al panorama económico y nos habla además sobre política, tecnócratas, revueltas sociales y periodismo.

¿Necesitamos una nueva clase política en España?

Necesitamos políticos preparados y, sin duda, profesionales; con dedicación exclusiva, que tengan como objetivo servir a la ciudadanía. Es negativa una ley electoral que sólo permite listas cerradas para el Congreso y cuyas bases se cambian al antojo de los grandes partidos para beneficiarse ellos y dejar sin participación al ciudadano. Lo último, como saben, es que los partidos sin representación en el Congreso tuvieron que recoger firmas para poder presentarse en las últimas elecciones Generales del 20 de noviembre del pasado año; algo inusual en España que no tuvieron que hacerlo los grandes partidos; único que tenían opciones reales de hacerlo con garantías. No hace falta una nueva clase política, hacen falta políticos que trabajen por y para los ciudadanos y garantías de que cualquier ciudadano puede expresar su derecho a presentarse a unas elecciones sin cortapisas, todo lo demás es falsa democracia que sólo beneficia a unos pocos.

Hacen falta políticos que trabajen por y para los ciudadanos.

¿Ves probable la llegada de un tecnócrata al estilo Monti a España? ¿Nos beneficiaría?

En España no lo veo, ni tampoco lo veía con Italia. Curioso que algunos responsables de la debacle económica mundial, sobre todo en EE.UU y en Europa, sean ahora quienes asesoren a los gobiernos. Si vamos a gobiernos de tecnócratas tenemos que ir olvidándonos de los políticos al uso, que en la práctica a lo mejor no es tan malo pero la democracia pierde su sentido. Iniciar ese camino no sé si sirve de algo: España e Italia siguen un camino paralelo y no parece que el tecnócrata Monti, puesto a dedo, haga mejor las cosas que el presidente Rajoy, elegido por la mayoría. En cualquier caso quiero dejar claro que, con ello, no digo que estén haciendo las cosas bien.

¿Crees que el trato de Europa, especialmente Alemania, a nuestro país está siendo justo?

Es una cuestión de confianza y de valores. A una alemana como Merkel hay que entenderla en su forma de pensar. No comprende, y lo entiendo, dónde hemos gastado el dinero que se nos ha dado desde Europa a los españoles. Comprendo que quiera asegurarse de que lo que nos vayan a dar se va a utilizar para lo que se está pidiendo. Otra cosa es que, si nos ayudan para salvar a los bancos, lo que se está asegurando la presidenta alemana es que sus propios bancos van a cobrar los primeros. Es un arma de doble filo en la que estamos entrando peligrosamente, seguiremos debiendo dinero, más si cabe, y ayudaremos a que se salven ellos primero, al menos, que recuperen en primera instancia lo que sus propios bancos invirtieron en ladrillo en España. No sé si el camino es el adecuado o nuestro dirigentes debieran esforzarse más y enfrentarse a una situación complicada que nos puede hipotecar de por vida, al menos a dos o tres generaciones.

Merkel no comprende dónde hemos gastado el dinero que se nos ha dado desde Europa a los españoles.

¿Es sostenible el estado del bienestar español o está condenado a desaparecer?

Es evidente que no lo es, los datos están ahí. ¿Tienen la culpa los políticos? Sí, sin lugar a dudas. Por mala planificación y un gasto desaforado sin finalidad alguna: aeropuertos que no tienen aviones, metros como el de Málaga que está cerrado, tranvías como en Jaén que están paralizados porque no son rentables, estaciones del AVE y rutas no viables económicamente, seguros duplicados en muchísimos ciudadanos (seguridad social y privados), etc. Los ciudadanos pagamos los impuestos, caros, y a cambio recibimos cada vez menos. Algo de sensatez hay que poner. El estado de bienestar que hemos conocido está desapareciendo y, desgraciadamente para nosotros, el futuro se antoja negro, oscuro al menos.

¿Crees que finalmente seremos intervenidos?

La pregunta creo que debería ser, ¿seremos intervenidos por segunda vez? Mucho responsables alemanes han estado hablando en las últimas dos semanas sobre el tiempo que tardará Rajoy en pedir el segundo rescate español. Seguramente, se nos está escondiendo la verdad, en la seguridad de que los ciudadanos no somos capaces de entender lo que está ocurriendo, es una cuestión de imagen mal entendida: los mediterráneos aceptamos casi todas las faltas menos la mentira y, éste, es un hecho que se dio en la época del anterior presidente Zapatero y del actual de Rajoy. No se está diciendo la verdad y es un peso difícil de llevar por lo que el ciudadano está pasando factura. La crisis y la mentira acabaron con el gobierno del PSOE y terminará acabando con el del PP.

Los mediterráneos aceptamos casi todas las faltas menos la mentira.

¿Hasta qué punto la crispación social podría darle la vuelta al sistema?

Espero que no haya cambio de sistema ya que en Democracia estamos todos muy bien; puesto que es el menos malo de los sistemas de Gobierno. El movimiento de los indignados parece haber favorecido a un partido en particular y no haber servido para cambiar las cosas. En España, desafortunadamente, existe mucha economía sumergida y afortunadamente el sistema familiar ayuda mucho a quien tiene problemas económicos, de comida, etc., no creo que lleguemos a la violencia de Grecia y menos que haya vuelcos en el sistema. Sí que puede llegar un adelanto de las elecciones generales si seguimos por el mismo camino, pero básicamente será para salvar los muebles y no tanto para cambiar nada.

Como periodista, ¿crees que los medios de comunicación deberían tener un papel más independiente y reivindicativo en esta crisis?

Como periodista, los medios de comunicación son empresas que buscan rentabilidad; por tanto están a expensas de los mercados, como todo. Sin duda también de los partidos políticos o de las ideologías; cada día se hace más difícil ser independiente y menos reivindicativo si no se quieren perder privilegios o ayudas, subvenciones, etc. Al igual que no existe, en este momento, un verdadero estadista entre la política nacional, veo claro que tampoco existe un periodista o un grupo verdaderamente independiente. La fortuna hace que hoy día sea muy fácil expresarse a través de internet y de las redes sociales y, es por ello, que el periodismo ciudadano ayuda mucho. No obstante, sin medios es muy complicado realizar valoraciones que estén verdaderamente argumentadas y se consigan informaciones de primera mano o fiables.

Los medios del siglo XXI se han acomodado y creo que les va a costar mucho ponerse al día; me refiero a los medios al uso, si se me permite la expresión.

En El Blog Salmón | Ysabel Marqués, directora de marketing de Rastreator.com: “Somos un canal de intermediación de seguros porque no cerramos ventas”

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos