Compartir
Publicidad
No, Errejón, las pensiones no se salvan recuperando el dinero de la banca
Mundo Laboral

No, Errejón, las pensiones no se salvan recuperando el dinero de la banca

Publicidad
Publicidad

Ayer Íñigo Errejón lanzó su propuesta para salvar las pensiones y el Fondo de Reserva de la Seguridad Social (que se está quedando sin dinero) con una idea novedosa: metiendo el dinero dedicado a las ayudas a la banca. Según Errejón "salen las cuentas para sostener el sistema de pensiones, pero hay que ponerse un poquito más firmes con quienes no han devuelto la lluvia de millones que se les dio".

La propuesta del portavoz de Unidos Podemos-En Comú-En Marea es, simplemente, populista. Suena bien, las ayudas a la banca siempre fueron muy criticadas, y salvar las pensiones también suena bien. Da igual que no se hayan hecho números, simplemente se dice algo que suena bien y ya tenemos un proyecto político. Vamos a analizar porque esto no tiene sentido.

El Fondo de Reserva de la Seguridad Social, un salvavidas

Hay que aclarar que el Fondo de Reserva de la Seguridad Social es un salvavidas, una ayuda de emergencia para sostener el sistema. Pero dotarlo de fondos de forma extraordinaria no soluciona el problema de fondo: las pensiones tienen que ser sostenibles en el largo plazo. Meter dinero en el Fondo de Pensiones se puede hacer, de hecho si llega a agotarse seguramente se hará (no es la primera vez que se aprueba una partida extraordinaria para salvar el déficit de las pensiones) pero el sistema debe ser sostenible en el largo plazo.

Dl U322340 010

Veamos los números: en 2015 los ingresos por cotizaciones sociales sumaron 100.492 millones de euros, mientras que los gastos fueron de 108.225 millones de euros. Es decir, hay un desfase anual de casi 8.000 millones de euros y aumentando (en 2014 el desfase fue de 5.500 millones de euros y en 2013, sin generar empleo ni crecer, de casi 10.000 millones de euros).

El Fondo de Reserva de la Seguridad Social estaba bien dotado antes de la crisis, ya que había superávit de cotizaciones. De hecho hubo superávit hasta 2011, no porque el empleo lograra sostener las pensiones sino porque cuando alguien cobra prestación por desempleo el Estado paga sus cotizaciones sociales. Es decir, aunque se empezó a destruir empleo en 2007 y tuvimos años muy malos existe un cierto retardo hasta que esto se ve reflejado en las cuentas de la Seguridad Social, pero el Estado lleva tiempo pagando el problema del empleo.

Hand 588982 1920

En 2013 el Fondo de Reserva de la Seguridad Social acumulaba nada más y nada menos que 66.815 millones de euros en 2011. A día de hoy hay 25.176 millones, a finales de año quedarán 13.000 millones y las previsiones es que se agote el próximo año. Estamos ante un consumo del fondo a ritmo acelerado. El problema es que el sistema de pensiones no es sostenible, ni siquiera con la creación de empleo que estamos viendo. El número de jubilados aumenta muy rápido y lo va a hacer más aún debido al baby boom que vivió España a partir de mitad de los años 50. Lo fundamental es hacer sostenible el sistema a largo plazo y no hablar de parches.

¿Cómo se puede hacer sostenible el sistema? Por un lado la edad de jubilación tiene que ser acorde con la esperanza de vida. Por otro las pensiones deben calcularse en base a dos factores: lo que recauda el sistema (en el medio plazo, para evitar variaciones bruscas) y lo que se ha cotizado en toda la vida laboral. Las reformas que hemos vivido en los últimos años han ido en este camino pero no han sido suficientemente ambiciosas. Hay que profundizar en ellas y teniendo en cuenta que efectivamente significan una reducción de las pensiones. Pero siempre es mejor tener pensiones (sostenibles) a no tener nada. Una vez hechas estas reformas hay que lograr maximizar los ingresos del sistema y esto solo se puede hacer creando empleo.

¿Y qué pasa con las ayudas a la banca?

A día de hoy el Estado español ha dado ayudas a la banca por valor de 53.553 millones de euros y ha recuperado únicamente 2.686 miilones, es decir, básicamente 50.0000 millones de euros. ¿Se ha perdido todo? No, ya que el Estado es dueño de Bankia y se podría vender. A día de hoy no se recuperaría todo pero Bankia está saneado. Ahora bien, si recuperamos el dinero en su integridad (que no es posible, pues se ha usado para tapar agujeros, la banca no tiene el dinero en un bolsillo para devolverlo) estos fondos serían un parche temporal, en dos o tres años seguiríamos igual.

7686801008_7780326602_o.jpg

¿Era de recibo dar las ayudas a la banca? Ese es un tema polémico y complejo. Se podría haber dejado quebrar a los bancos, desde luego, pero no habría salido gratis: o mucha gente habría perdido todo su dinero o el Estado habría tenido que garantizar sus saldos (el Fondo de Garantía de Depósitos no estaba dotado para la quiebra de un Bankia, ni mucho menos) y a eso habría que sumar el pánico bancario y la paralización total del crédito en España, con las consecuencias que habría tenido sobre el empleo.

Las otras propuestas de Errejón

Íñigo Errejón ha dicho otras cosas en las declaraciones de ayer. Por ejemplo subir el salario mínimo. Esto, creo, es una buena idea, actualmente hay poco efecto barrera (excepto en los jovenes) y nos podríamos permitir una subida de salario mínimo sin destruir empleo, cosa que dotaría a la Seguridad Social de más fondos.

Las otras propuestas de Errejón son derogar las reformas de las pensiones (mala idea, eso haría el sistema más insostenible) y las reformas laborales (aquí tengo dudas, oficialmente se dice que ha facilitado la creación de empleo pero para mí han sido tan tímidas que no sé si esto tendría impacto alguno).

Una cosa que no ha comentado Errejón y que sí sería un alivio a corto plazo es quitar las bonificaciones de la Seguridad Social que implantó el Gobierno del PP. Es cierto que pueden estar ayudando a crear empleo pero también están subvencionando a gente que no lo necesita y esto está creando un gran agujero.

Imagen | gtresonline | M.Peinado

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos