Síguenos

aeat


Hace unos días finalizó el plazo reglamentario de presentación de la declaración de la renta correspondiente al ejercicio 2011. Si por algún motivo olvidaste presentar tu declaración dentro del plazo o bien no fuiste capaz de organizar toda la documentación a tiempo, te interesará continuar leyendo este artículo.

En el caso de que el resultado de tu declaración sea a pagar, la Agencia Tributaria te aplicará un recargo al importe correspondiente que dependerá del tiempo transcurrido desde que finalizó el plazo para presentar el borrador, tal y como recoge la Ley General Tributaria en su artículo 27:

  • Si ha transcurrido un máximo de tres meses, el recargo será del 5% de la declaración.
  • Entre tres y seis meses: 10% de recargo.
  • Entre seis y doce meses: 15% de recargo.
  • Más de un año: 20% de recargo. Además de dicha sanción se aplicarán intereses de demora a lo que se adeuda, que es aproximadamente el 5% anual. Esta sanción tiene una bonificación por pronto pago del 25%.

Por el contrario, si el resultado de tu declaración es a devolver, la agencia tributaria nos aplicará una sanción de 100 euros por incumplimiento de una obligación formal. Además, si ha sido la Agencia Tributaria quién te ha requerido, la sanción será de 200 euros.

En cualquiera de los casos, es siempre mejor entregar voluntariamente el borrador de la renta fuera de plazo a que la Agencia Tributaria te pille y te envíe una paralela. Por tanto, si te has despitado y se te ha pasado el plazo deberías acudir a alguna de las oficinas de la Agencia Tributaria inmediatamente y regularizar tu situación con el Fisco.

En El Blog Salmón | ¿Cómo se calcula la declaración de la renta o IRPF?

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

10 comentarios