Sigue a

PIB trimestral 2005-2012

PIB de los países europeos

Aunque para muchos de los líderes europeos lo peor de la crisis “ya pasó”, lo cierto es que los datos entregados por Eurostat este jueves dicen otra cosa: Europa se hunde en la recesión con una caída intertrimestral del -0,6 por ciento y una caída interanual de -0,9 por ciento. Si lo peor de la crisis “ya pasó”, como dicen los expertos, no vemos en realidad que se haya llegado a un punto de inflexión o que se haya tocado fondo. En verdad, el fondo no existe y hay que recordar que la economía no se limita a las reacciones de los mercados. La herida abierta de la crisis está ahí, y los datos reales nunca habían sido tan malos.

En el cuarto trimestre, la actividad económica de la zonaeuro mostró una caída mucho mayor de lo previsto y el síndrome de la quiebra de Lehman con los numerosos bancos europeos al borde de la quiebra han llevado a Europa a su segunda recesión en tres años. Lo que advertíamos hace un año, cuando España iniciaba su recaída, se ha cumplido como la crónica largamente anunciada de esta crisis en la cual se han adoptado torpes e inútiles medidas para reactivarla. Son los efectos, querámoslo o no, de planes de austeridad abordados con cero espacio a la razón. La gráfica, que no es en verdad ninguna sorpresa, así lo demuestra.

La contracción económica continúa en aumento, con un abierto desempleo que se expande día a día. En España, esta cifra ya llega a los seis millones de parados, o el 22,7 por ciento de la fuerza laboral. Como señalamos anteriormente, cada trimestre del gobierno de Mariano Rajoy ha sido peor al anterior… y esto continuará, con una caída que bordeará el 3 por ciento en 2013. El Pib se deslizó el 1,8 por ciento en todo el 2012. El gobierno esperaba con gran satisfacción una caída de -1,5 por ciento, pero fue mayor, y en línea a lo que habíamos anticipado.

En Italia, la caída anual fue de -2,7 por ciento, demostrando que los planes de Mario Monti están totalmente desfasados de la realidad. Esta es la sexta caída consecutiva de Italia, que acumula un descenso del 10 por ciento desde el año 2009. El desempleo, si bien es bajo en comparación a España, llega al 11,2 por ciento de la población activa o 2,9 millones de personas. La situación griega es aún más compleja, y es imposible predecir cómo puede evolucionar en los próximos meses. El país heleno sigue en caída libre por cuarto año consecutivo acumulando un descenso de 30 por ciento desde el año 2009. El desempleo llegó al nivel del 27 por ciento y, una vez más, los jóvenes pagan el precio más alto con más del 54 por ciento desempleado.

Esto demuestra que no hay límite para la caída y que los planes de austeridad, las reformas laborales, la reducción de los salarios, las pensiones, los recortes en salud, educación, en investigación y desarrollo están cambiando la cara de Europa. Una Europa que se precariza y que juntoa hacerse más pobre se hace también más insostenible. Es el drama silencioso que demuestra la nula convergencia de los tecnócratas con la realidad.

El colapso de los países del sur de Europa está afectando a toda la zona euro y así lo demuestra el lento pero paulatino descenso de Alemania, la locomotora europea que pierde impulso a medida que sus exportaciones se hunden. El 60 por ciento del comercio de Alemania depende de la vitalidad de sus vecinos, Y si sus vecinos están debilitados, el comercio alemán se hunde. Esto mismo ocurre con Francia, cuyas exportaciones al sur de Europa se han derrumbado producto de la débil demanda y la paradoja de la fortaleza del euro frente al dólar. Esto ha significado a Francia una caída de la producción industrial de -3,3 por ciento y un aumento del desempleo que se empina al 10 por ciento. Esto ha hecho retroceder el Pib francés a niveles del año 2006.

La caída de Alemania, como ilustra la gráfica, deja en claro que este país también se acerca a la recesión y Mario Draghi se ha adelantado a decir que esta será “solo temporal”. Pero la sobrevaloración del euro está generando un escenario muy incierto para el país de Ángela Merkel, que no ha podido comprender que la salud de su país depende de la salud de sus vecinos. Los datos de Eurostat, que confirman que tanto la comunidad de los 17 países como la Europa de los 27 acelera su declive, se pueden revisar aquí. La magia de Mario Draghi y el fuerte empeño de los gobiernos por rescatar su sistema financiero no sólo se está agotando sino que pone a Europa en la encrucijada final por el experimento del euro.

En El Blog Salmón | Por qué la crisis española irá a peor, en 10 gráficas

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

21 comentarios