Sigue a El Blog Salmón

Presupuesto Marinaleda

Marinaleda se ha convertido en una suerte de Arcadia feliz, de utopia neocomunista, que demuestra al resto del mundo, mundial, y especialmente a los malvados capitalistas que en el sur se vive mejor (momento Rafaella). Pero, ¿qué hay de cierto en esto?, ¿es sostenible?, ¿es exportable el modelo Marinaleda? Recordemos las palabras de Sánchez Gordillo al prometer como diputado andaluz:

Por imperativo legal prometo y me comprometo a luchar con todas mis fuerzas por subvertir el sistema capitalista de producción. Por eso me declaro insumiso a la dictadura del mercado, sus recetas y sus mandatos. Me comprometo a luchar también con todas mis fuerzas por esta nación sin soberanía que es Andalucía. Me comprometo también a dar voz a los que no tienen voto en este parlamento y en la calle. ¡Viva Andalucía libre!

¡Viva! (por cierto, que algunos de los que partían de risa no eran los del PP. eran los mismos a los que luego presta su apoyo en esa Cámara).

A lo que íbamos, que el camarada Sánchez Gordillo es un subversivo, un antisistema tremendo, o eso dice él. Claro que para ser un antisistema uno se queda un tanto ojiplático viendo los presupuestos del 2011 del Macondo marxista andaluz:

  • De los 4,2 millones de ingresos presupuestados, 3,3 son subvenciones. Más de un 78% de su presupuesto esta subvencionado por otras Administraciones.
  • El 36,19% de su presupuesto se va para gastos de personal, un 31% en subvenciones varias, y sólo un 17% en inversiones reales.

El Marinaleda way of life, se sustenta, por tanto, en un municipio absolutamente subsidiado por el resto de Administraciones, o lo que es lo mismo, por el resto de españoles y europeos. Alguno dirá que es común en los ayuntamientos españoles (habría que ver hasta que punto nuestros alcaldes se han cargado de competencias impropias), pero me temo que no en esos porcentajes. Y si no, echadle un vistazo a esta comparativa entre ayuntamientos teniendo en cuenta el número de vecinos.

Desde luego Sánchez Gordillo es un gestor eficaz, si por eficaz entendemos rascar múltiples subvenciones de otras administraciones, dinero que proviene, mayoritariamente de ciudadanos que no apoyan ni de lejos el modelo del compañero sevillano (entre otras cosas, porque si lo hiciesen no generarían los ingresos para subsidiarle). Ahora bien, si por eficaz entendemos el conseguir que los habitantes de su municipio generen riqueza , que el pueblo crezca, que no dependa del chorro de dinero exterior, entonces lo de eficaz es una broma cruel.

¿Y cómo emplean en Marinaleda ese dinero? Lo cierto es que los números no es el fuerte de la página de Marinaleda, pero de los datos que hemos visto, da la sensación de que se invierte en personas, que suena muy bonito y muy triste a la vez, y que explica que mientras se mantenga ese maná financiero no están por la labor de cambiar de Moises. Recordemos que de 2.645 habitantes, 700 están apuntados al PER. Claro que uno sospecha que no es casualidad, que un pueblo que no vive de las subvenciones es un pueblo libre, y eso el camarada Sánchez Gordillo no parece que lo aprecie. Lo guay es el centralismo democrático asambleario (Evolé, con estos no hiciste sangre, vaya hipocresía)

Uno de las clásicas ventas de la experiencia Marianaleda es la de sus casas a 15 euros al mes, que estarían demostrando la superioridad de su apuesta frente a los malvadaos roedores, perdón, especuladores.

El problema radica cuando vemos que la brillante gestión se hace expropiando o comparando bajo amenaza de expropiación el suelo y con materiales subvencionados por la Junta de Andalucia. Y el rollito ese de que la casa se lo hace uno mismo o con los familiares directos, tiene el complemento de que se puede contratar a alguien vía PER. Esas son las casas a 15 euros al mes, el resto lo ponen/ponemos todos los demás.

¿Ése es el modelo que queremos para España?

Más información | El Confidencial
En El Blog Salmón | Andalucía se quiere suicidar con la creación de su banco público

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

50 comentarios