Compartir
Publicidad

Francia también se aprieta el cinturón

Francia también se aprieta el cinturón
Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Francia, una economía que espera que su déficit fiscal alcance el ‘pico’ del 8% sobre el PIB (Producto Interior Bruto) en este ejercicio, ha presentado su Plan de Austeridad. Según ha indicado el primer ministro francés, François Fillon, para lograr el objetivo de situar el déficit por debajo del 3% sobre el PIB, habrá que recortar gastos por un montante de 45.000 millones de euros.

Añadiendo además:

Nos hemos comprometido a reducir de aquí a 2013 nuestro déficit del 8% (del PIB) al 3% y todos nuestros esfuerzos se van a concentrar en esa prioridad.

Fillon precisó que el impacto del recorte son 100.000 millones de euros, de los cuales la mitad se conseguirán vía una reducción del gasto (los 45.000 millones especificados anteriormente), mientras que la otra mitas se conseguirá por un incremento de los ingresos públicos.

El político señaló, que las arcas francesas recaudaban en torno a 35.000 millones menos a causa de la crisis, y que este incremento fiscal regresará a su término. Claro está, que mientras llega o no la recuperación habrá que llevar a cabo planes extraordinarios para ajustar la economía al ciclo, por que no se puede vivir esperando que la crisis acabe cuando realmente no se sabe hasta cuando durará.

Uno de los temas más controvertidos y delicados en el país galo en las últimas semanas, y sobre el que Fillon ha hablado, es del futuro de las pensiones. Actualmente en Francia, la jubilación es voluntaria a partir de los 60 años. Dado el ‘agotamiento’ del sistema y la escasa viabilidad a medio plazo del sistema actual, el ejecutivo francés plantea dos medidas al respecto:

  • Aumentar la edad de jubilación más allá de la barrera psicológica de los 60 años.

  • Aumentar los impuestos a quiénes obtengan rentas mensuales superiores a los 11.000 euros, afectando esta ‘recaudación adicional’ al pago de las pensiones.

El próximo lunes, tras haberse suspendido el lunes de la semana pasada por ciertos rumores de tensión entre Francia y Alemania, Nicolas Sarkozy se reunirá con Angela Merkel. Los dirigentes de las dos economías más potentes de la zona euro hablarán largo y tendido sobre las medidas de ajuste, y pondrán en común los planes de ambos países para la salida de la crisis.

No se que pensareis, pero me da la sensación de que los gobiernos de los distintos países se obcecan en la reducción del déficit público por debajo del 3% sobre el PIB, sin que nadie se preocupe del cómo salir de la crisis, de cuáles son aquéllas actividades que permitirán la creación de empleo y la generación de riqueza a medio y largo plazo, en definitiva una solución que permita a las distintas economías mirar al futuro con optimismo.

Vía | El Mundo
En el Blog Salmón| La crisis avanza hacia Francia, Bélgica y Holanda.
Imagen | 21475149@N05

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos