Compartir
Publicidad

¿Es iweekend una idea razonable?

¿Es iweekend una idea razonable?
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Empecemos por el principio. ¿Qué es iWeekend? Tal y como lo definen sus responsables, "iWeekend es una experiencia pionera en España que reúne a profesionales de Internet con talentos diversos para seleccionar una idea, desarrollar un producto y lanzar una empresa desde cero; ¡y todo ello en un fin de semana!"

Es decir, la idea consiste en reunir a unas decenas de desconocidos un fin de semana para que seleccionen una idea de negocio y lo desarrollen a lo largo de los dos días y poco que dura el evento. Esta primera experiencia se celebró este pasado fin de semana en Cornellá. He seguido de reojillo sus evoluciones. Y no puedo quitarme de encima la sensación de que el propósito es un tanto naif...

Partamos de la base de que juntar a personas interesantes siempre es, por sí mismo, interesante. El flujo de ideas y conocimientos que se puede establecer entre ellos ha de generar por fuerza algo atractivo, bien en forma de ideas a desarrollar, bien en forma de fortalecimiento de relaciones de cara a futuro...

Lo que no veo nada claro es lo de "formar una empresa" en dos días. Normalmente, cualquier idea de negocio requiere de cierto análisis, requiere profundizar en distintos aspectos de la misma, realizar investigación... todo lo cual requiere de algo fundamental: tiempo. Hacer todo eso contrarreloj porque "hay que constituir la empresa" o "tenemos que tener un prototipo" me parece que es invertir el orden de prioridades. Prototipo, estructura, etc... deben ser la consecuencia natural del desarrollo de una idea de negocio, y no al revés.

Y luego hay otro aspecto que para mí es clave: el equipo. Creo que a estas alturas de la vida todos hemos tenido la oportunidad de trabajar en equipo, y sabemos de las dificultades que entraña. Llevar eso al ámbito de una "empresa propia" incrementa el nivel de dificultad. No es sencillo encontrar "socios" que reunan no sólo características complementarias a las nuestras, sino también una cierta afinidad de criterios, estilos y cultura, sin la cual para mí es una locura montar una empresa. Pretender hacerlo con treinta personas que acabas de conocer, sin nada más en común que un autoconcedido "interés por el emprendizaje" me parece una ingenuidad, algo que es imposible poner en práctica.

Por lo tanto, mi visión del iweekend es un tanto contradictoria. Por un lado, me resulta interesante juntar a personas capaces y vocacionales a discutir sobre ideas de negocio, y además a hacerlo de una forma enfocada hacia ideas concretas (no a hablar de pájaros y flores). Pero por otro lado el objetivo final de "montar una empresa" no es que me parezca utópico, es que creo que es contraproducente. Tiene sentido que de todo lo hablado en ese fin de semana salgan los gérmenes de una idea de negocio, salgan puntos a trabajar, salga un hilo del que tirar. Pero a partir de ahí, es cuestión de ir paso a paso, respetando los tiempos, y formando un equipo alrededor de esa idea que se ajuste a las necesidades de la misma, y que no necesariamente estará compuesta de las personas presentes en el evento.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos