Compartir
Publicidad

México sufre por partida doble

México sufre por partida doble
6 Comentarios
Publicidad


Mientras la actividad económica mexicana tuvo un desplome del 10,8% en febrero con respecto al mismo mes del año pasado, la fiebre porcina llega a las 159 víctimas y 2 mil 498 casos reportados.

La Organización Mundial de la Salud dio cuenta ayer de 79 casos de esta influenza en seis países. La lista la encabeza Estados Unidos con 40 casos, México con 26; Canadá, 6; Nueva Zelanda, 3; Reino Unido y España con 2 casos. El principal sector afectado con este nuevo y violento frente crítico es el turismo, en pleno desarrollo de la primavera en el hemisferio norte.

Un reportaje publicado ayer por David Brooks en La Jornada señala que no fue México el país donde se detectó por primera vez este virus sino Estados Unidos, y hace ¡siete meses!. Laurie Garrett, ganadora del premio Pulitzer por su trabajo en este tipo de fenómenos y experta y políticas interacionales de salud, epidemias y seguridad, señaló que el primer caso conocido se detectó en Texas en septiembre del año pasado en un niño de diez años. Más tarde se registraron otros dos casos en California y otro nuevamente en Texas.

Según esta información, México no fue el país que demoró su respuesta a la epidemia, sino los Estados Unidos, que en septiembre del año pasado sufrían con la pandemia financiera, la quiebra de Lehman Brothers y todo el colapso de Wall Street.

Así las cosas, no se ve un panorama muy esperanzador para la economía mexicana. La crisis de salud ha obligado a cerrar colegios, centros públicos, restaurantes, etc. El país se encuentra paralizado, el ausentismo laboral es desbordante y las pérdidas en el comercio y la industria superan los 500 millones de dólares diarios.

Este resultado puede ocasionar la mortandad de micros y pequeñas empresas con la inevitable alza en el desempleo dado que la mayoría de ellas vive al día y no tienen capital suficiente para resistir un período prolongado de inactividad. La crisis que en las últimas semanas había ralentado la velocidad de su colapso, puede cobrar con este hecho nuevas e inesperadas magnitudes.

Imagen | Tintero Económico

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio