Compartir
Publicidad

Cierra Infortronics

Cierra Infortronics
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

"¿Que cierra Infortronics? ¡Dios mío, qué horror! ¿Y ahora qué hacemos?". Seguro que esta reacción no es generalizada entre quienes estáis leyendo esta noticia. La mayoría irá más, estoy convencido, por el "¿Y qué leches es Infortronics?". Realmente, Infortronics no es uno de los grandes gigantes mundiales de la tecnología. A decir verdad, es una tiendita de componentes informáticos que además tenía servicio a través de internet. Ayer enviaron un comunicado a sus clientes (yo lo fui una vez hace unos cuantos meses) en el que anunciaban su cierre.

"¿Y eso es noticia como para hacer un post?", dirán algunos (la mayoría, apuesto). Pues depende. Dicho así, no parece tener mucho sentido. A ver si soy capaz de extraerle la miga a este hecho a priori poco trascendente.

Resulta que en su comunicado, la gente de Infortronics destila cierta amargura. Y no digo tristeza por el cierre, que también (y es lógico), digo amargura y me atrevería a decir que resentimiento.

"Han sido muchos los buenos momentos[...] pero la gran presión del mercado y la competencia desleal de fabricantes, proveedores y competidores, han hecho que Infortronics Tiendas® sucumba a su cierre. Hemos procurado darle a nuestros clientes siempre un servicio rápido y confiable, asesorando y aconsejando en sus elecciones y proporcionándoles siempre material y servicios de primerísima calidad, pero empresas que "mal trabajan" con los productos y fabricantes que lo permiten, hacen que una empresa que se basa en la calidad, servicio y buen hacer, provocan que no se puedan mantener"

A continuación, exponen de forma detallada algunos de los motivos que les han llevado a tomar esta decisión y que me gustaría comentar brevemente porque, así como puedo entender la tristeza, me cuesta más lo de la amargura y el resentimiento:

(extraído del comunidado de Infortronics)

El sector de la informática vive momentos realmente desastrosos, por las siguientes razones: * Grandes superficies que usan la informática como señuelo para vender el resto de productos alimenticios, de gran aporte económico para ellos. * Empresas de comunicaciones que no saben dar un buen servicio pero que aún así, venden equipos informáticos. * Supermercados de 5ª categoría que cada semana "meten mano a un sector diferente" y se ceban con la informática. * "Empresarios" sin experiencia ni conocimientos suficientes que piensan que el más barato es el mejor. * Bancos que no se conforman con lo que les exprimen a sus clientes, y venden todo lo que quieren.

(fin de la cita, a partir de aqui es mi opinión)

Resulta que la competencia es mala porque se mete en nuestro terreno. Los clientes son tontos porque no aprecian nuestra calidad y les compran a los otros que son peores. Los bancos son malos por definición. Y nosotros, los "buenos de la peli", tenemos que cerrar...

En mi opinión, creo que no hay un solo argumento válido en todo lo expuesto. ¿Qué hay competencia? Hombre, pues claro. Sería mucho más bonito todo si tuviésemos una regulación que nos asegurase que no hubiera competencia y que pudiéramos obtener beneficios fáciles. Pero no es así (al menos en la mayoría de sectores, que esa es otra historia). Si las grandes superficies quieren usar la informática como señuelo... ¿qué pasa?. Que los supermercados "de 5ª categoría" (no sabía que hubiese una clasificación de supermercados... ¿o es una apreciación personal nada más?) quieren ofrecer productos tecnológicos... ¿no pueden?. Que los bancos quieren aprovechar su capacidad comercial y de distribución para seguir haciendo negocio... ¿está prohibido?.

Quizás todo parta de un análisis miope de la competencia. Uno tiende a pensar que su competencia son los únicos que son como él (pequeñas tiendas de componentes). Y se olvida de tener en mente otros posibles competidores, a veces impensables a priori. Y llegan y resulta que son más fuertes que nosotros... pues una de dos, o peleas o te retiras. Pero eso es el mercado, nada más.

Y luego hay, desde mi punto de vista, otro error grave: considerar "tonto" al cliente. Nosotros ofrecemos calidad y nos va mal, y llegan otros que ofrecen precio y les va mejor... pues oye, igual es que no se ha analizado correctamente tu mercado potencial. Igual los clientes quieren precios más bajos, aunque sea a costa de peor servicio o menor calidad, y a tí se te olvida que el fin último de tu negocio es satisfacer la demanda (aunque no te guste). O igual, si querías apostar por la calidad, no has conseguido comunicarlo a tu público objetivo, ese nicho de mercado que aprecia la calidad y está dispuesto a pagar por ella.

En ambos casos (competencia, cliente), el comunicado plantea una situación en la que el propio equipo de Infortronics parece no tener responsabilidad alguna sobre la misma. Todo es culpa de "los otros", que me obligan a cerrar... y no hay autocrítica, que es lo que echo en falta.

Ojo, no digo que el cierre fuese evitable. A veces, en el mundo de las empresas, un modelo de negocio es simplemente insostenible: cambian los clientes, cambian los competidores... y lo que un día fue un negocio viable se convierte en inviable y se extingue. Pero eso, si la situación era así, podría provocar tristeza. Pero (siempre en mi opinión) el resentimiento y la amargura no tienen cabida: uno tiene que hacer todo lo que pueda por su negocio y asumir que, aun así, es posible que no salga adelante. Así es la vida en el mundo de los negocios. Y no pasa nada.

PD.- Espero que se entienda que no tengo nada ni a favor (aparte de la vez que les compré algo y que funcionaron perfectamente) ni en contra de Infortronics, más que nada porque ni conozco al equipo responsable ni conozco con detalle las circunstancias de su cierre (más allá de lo expuesto en el comunicado). Simplemente les he tomado como base para esta reflexión, pero que nadie lo tome como algo personal.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos