Compartir
Publicidad

Pruebelo: la "supuesta" estafa de las muestras gratuitas

Pruebelo: la "supuesta" estafa de las muestras gratuitas
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Pruebelo es una iniciativa en internet a la que se puede acceder a través de www.pruebelo.com.es y www.pruebelo.de y que está relacionada con la empresa alemana Christian García Díaz, e.K. La dinámica de estas páginas parecía sencilla: uno se registra y te envían a casa un número de muestras gratuítas de productos al mes. "Gorronear muestras", que le llaman ellos.

Pues al parecer (y como suele suceder cuando alguien promete duros a cuatro pesetas) la cosa tiene tintes de estafa. El Centro Europeo del Consumidor ha informado de que ya ha recibido cerca de 400 quejas contra estas páginas. Y es que, al parecer, el servicio no era gratuíto como se anunciaba, sino que suponía unos costes anuales de 84 euros (de los que no había mención alguna en la página hasta que este mismo mes se ha introducido una confusa nota al respecto). Además, aunque se ofrecía un periodo de desistimiento de 14 días, la confirmación de la suscripción llegaba a partir del día 15 por lo que dicho desistimiento se hacía imposible.

Como resultado, los afectados asumían sin saberlo una deuda con la empresa que, posteriormente, es reclamada por la misma por vía de amenazas con inscripciones en registros de morosos o utilización de empresas de cobro de créditos. Los afectados, ante la amenaza, terminan pagando sin haber disfrutado de dichas "muestras gratis". Negocio redondo. Se da la circunstancia además de que estas páginas incumplen de forma flagrante la normativa relativa al comercio electrónico: ninguna información sobre la empresa poseedora del dominio, una dirección de contacto falsa, confirmación del contrato en plazos superiores a las 24 horas establecidas...

Y resulta que el tipo ya ha sido condenado previamente por estafa. Así que tiene una pinta estupenda, vamos.

Un juzgado de Vitoria ha instado a la Guardia Civil a investigar mientras que, por su parte, el Centro Europeo del Consumidor ha habilitado los medios necesarios para tramitar una denuncia conjunta. Por otro lado, el CEC recomienda no atender los requerimientos de pago de la empresa Christian García Díaz, e.K. y darse de baja en dicho servicio (preferiblemente mediante burofax a la dirección que el propio CEC proporciona). Además, el CEC tranquiliza a los consumidores certificando que es imposible que dicha empresa pueda solicitar la inclusión del deudor en el registro de morosos de ASNEF, donde no está autorizado.

Habrá que ver en qué termina todo esto. De momento, da gusto ver que un organismo público se pone al frente de la defensa de los derechos de los consumidores, tan acostumbrados a ser pisoteados.

Vía | Hoy me he quejado

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos