Endeudarse para consumir y otras que son las peores decisiones financieras que se pueden tomar en vida

Endeudarse para consumir y otras que son las peores decisiones financieras que se pueden tomar en vida
5 comentarios
HOY SE HABLA DE

La vida está llena de pequeñas o grandes decisiones que hay que tomar y a veces algunas tienen consecuencias catastróficas. Muchas de estas son decisiones financieras, pues atrapan en una espiral de hundimiento de la que es muy difícil salir.

Desde El Blog Salmón hemos decidido preguntar a todos nuestros editores que cuáles son las peores decisiones financieras que se pueden tomar. Nuestra intención es divulgar, pues solo conociendo cuáles son los posibles errores se pueden evitiar. Esperamos que el mensaje cale en la sociedad.

Endeudarse para consumir

Nuestro editor Marc Fortuño, especialista en bolsa que lleva 6 años escribiendo por estas páginas lo tiene claro: "Endeudarse para consumir". Algo con lo que muchos estamos de acuerdo, ya que es una mala decisión financiera.

Marc explica por qué: "Deberíamos de prescindir del crédito al consumo siempre que podamos. En primer lugar, el crédito al consumo está destinado para la adquisición de bienes que no aportan una base de incremento patrimonial sino un gasto familiar".

Y la cosa no queda ahí: "En segundo lugar, y más importante, la rentabilidad de los bienes adquiridos es negativa, mientras que es habitual encontrarnos un TAE del 7%. Debido al elevado diferencial entre los intereses y lo que generan sus compras, es mejor planificar las compras con cargo a nuestra liquidez."

No ahorrar

Raúl Jaime, editor en esta casa desde hace seis años, es consultor estratégico y profesor universitario, especialista en economía y blockchain. En su opinión es un error "no ahorrar" y "vivir por encima de nuestras posibilidades".

Para Raúl está claro que es una mala decisión financiera "no tener ahorros o al menos un colchón por sí en algún momento de nuestra vida debemos tirar de él. Ya hemos visto con el Covid-19 que un imprevisto puede llegar cuando menos lo pensamos y ese rincón nos puede salvar nuestra economía".

Pero no se queda ahí, pues también relacionado con el no ahorrar está "vivir por encima de nuestras posibilidades y empezar a utilizar productos financieros poco aconsejables como son las tarjetas de crédito". También tiene esto mucha conexión con el consejo de Marc de no endeudarse.

No invertir

Javier Navarro es economista y editor de El Blog Salmón desde hace 15 años. Cuando le pregunté sobre el peor error financiero que se podía cometer no pudo restringirse a uno: "Las peores decisiones que se pueden tomar están sobre todo en cómo nos organicemos la vida, ya desde la adolescencia. Acabar los estudios demasiado pronto antes de adquirir habilidades que nos permitan ganarlos la vida bien, tener hijos demasiado pronto (e impedir esto), cometer delitos que nos puedan alejar de oportunidades laborales, correr riesgos innecesarios, evitar adicciones como drogas y juego, etc. También sobre endeudarnos por encima de nuestra capacidad de hacer frente a nuestras deudas."

Sin embargo sin nos centramos en errores puramente financieros lo tiene claro: "luego ya está el error de no ahorrar, y si ahorramos no invertir la mayor parte de nuestro patrimonio en activos que con mucho riesgo que nos pueden llevar a la ruina. Por último, no invertir en nada y dejar que la inflación se vaya comiendo poco a poco los ahorros, hará que todo el esfuerzo pasado se quede en nada".

Comprar una vivienda en 2021

Verónica Lechuga es editora en El Blog Salmón desde hace 6 años. Es periodista especialista en economía. Aunque sabe que su opinión va a ser polémica lo tiene claro: "para mi, la peor decisión financiera que se ha podido tomar este 2021 es la compra de vivienda"

Y es que ve unos precios desorbitados: "Muchos ciudadanos se han lanzado a comprar casas al estilo de la época de la burbuja de principios de los 2000 impulsados por una recuperación económica que no está siendo tal. El mercado ha vuelto a saturarse y los precios están por las nubes."

Verónica teme por lo que una decisión así puede ocasionar en las finanzas personales: "Teniendo en cuenta la inflación que tenemos, que va para largo, más los precios de la electricidad y la incertidumbre por una pandemia que no se va, creo que es una mala decisión ahora mismo, porque no creo que a medio plazo puedan recuperar esa inversión."

Comprar una vivienda sin meditarlo mucho

Por mi parte llevo escribiendo en El Blog Salmón desde hace 15 años y por formación soy Ingeniero de Telecomunicación. En mi opinión pienso que uno de los errores financieros más grandes que se puede cometer es comprar una vivienda sin meditarlo adecuadamente.

Por un lado financieramente es una decisión de muy largo alcance, pues las hipotecas fácilmente pueden irse a los 30 años de duración. Esta decisión ancla a una localización sin posibilidad de moverse y tiene implicaciones muy serias en la vida: tiempo de transporte, imposibilidad de aceptar ciertas ofertas laborales, capacidad de ahorro...

En la crisis de 2007/2008 se vio, además, que algunas viviendas estaban muy sobrevaloradas y a día de hoy muchas de las personas que compraron en dicho momento todavía no pueden deshacerse de la vivienda sin soportar pérdidas. Por tanto, aunque no estoy ni mucho menos en contra de comprar una vivienda, debe ser una decisión muy meditada y se debería invertir tiempo en valorar los pros y los contras de la adquisición, con simulaciones de lo que pasaría en los casos peores (depreciación de la misma, subida de tipos, etc.).

Temas
Inicio