Compartir
Publicidad

Hacienda presenta el plan de lucha contra el fraude, centrado en parados y rentas bajas

Guardar
21 Comentarios
Publicidad


Hacienda acaba de publicar en el BOE las directrices generales del plan de control tributario para el 2011 (PDF); documento que marca las líneas de actuación de los órganos de gestión e inspección de la Agencia Tributaria para luchar contra el fraude fiscal. Para este ejercicio, cabe destacar la focalización del fraude en la economía sumergida, y se fijan como objetivos prioritarios contribuyentes con rentas exentas, parados y en los contribuyentes de rentas más bajas persiguiendo fundamentalmente fraudes de pequeña o mediana cuantía.

Digo de pequeña o mediana cuantía porque los ojos de Hacienda se posarán fundamentalmente en aquellos obligados tributarios que perciben prestaciones exentas, como pensiones o retribuciones del desempleo, buscando a su vez, fuentes de ingresos tributarios que no estén declarados o sean incompatibles con el cobro de dichas prestaciones y ahí con dificultad se sobrepasan los 20.000 euros de ingresos en el mejor de los casos. Además, se siguen buscando los signos externos de riqueza que no coinciden con el torrente de rentas declaradas así como los movimientos de cuantía elevada u operaciones sospechosas sobre moneda en efectivo y billetes de alto valor nominal.

Este plan es un plan de control que, aunque persigue un objetivo sumamente loable, da la impresión que centra sus esfuerzos en el hipotético pequeño defraudador en lugar de fijar los ámbitos de inspección en las grandes fortunas, movimientos de capitales con otros países u operaciones con paraísos fiscales. Está comprobado que Hacienda somos todos, pero después de leer este documento, sigue dando la impresión que los “pobres” y defraudadores de poca monta, lo somos más si cabe.

En El Blog Salmón | Fraude fiscal, blanqueo de dinero y evasión de capitales

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio