Compartir
Publicidad

Se ve avances en el fortalecimiento de los bancos y soberanos pero quedan riesgos

Se ve avances en el fortalecimiento de los bancos y soberanos pero quedan riesgos
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Banco Central Europeo (BCE) nos está advirtiendo de unos peligros financieros que ven en el horizonte. Con la experiencia que tenemos de los bancos centrales, igual que con las empresas de rating, diciéndonos lo que ha pasado, pero despúes de que ha pasado, es refrescante ver a un banco central avisarnos de peligros que ve en el futuro y, ya que nos advierten, ¿por qué no escuchar?

La BCE nos dice que se ha estado viendo dos fenómenos, que son los siguientes:

BCE Cambios de rentabilidades
  • La tensión del sistema bancario donde han disminuido aún más sus balances y están trabajado para aumentar su capital.
  • Se está viendo la búsqueda activa de rendimientos más altos y los bancos de la zona euro y los países se han beneficiado, pero también podría resultar en desequilibrios y riesgos que deben ser reevaluados.

Como resultado del segundo de estos, de la búsqueda desesperada por la mayor rentabilidad trae consigo riesgos. La BCE nos dice que, a medida que la búsqueda de rentabilidad se intensifica, también lo hacen las preocupaciones con respecto a la acumulación de desequilibrios y de burbujas, y la posibilidad de una corrección desordenada de los precios y de cambios abruptos en la dirección de los flujos de inversiones.

Como resultado, resaltan los tres riesgos financieros principales para la zona del euro que pueden impactar la estabilidad financiera durante los próximos 18 meses, que son los siguientes:

  • Si se ve la reversión repentina de esta búsqueda mundial por el rendimiento, en situaciones de falta de liquidez, se verán desajustes abruptos de los precios de activos. Como existe esta posibilidad del ajuste desordenado de los mercados financieros, las instituciones financieras deben mantener amortiguadores financieros y/o coberturas suficientes para soportar estos impactos.
  • Continua la baja rentabilidad de los bancos (¡baja rentabilidad de los bancos!) y la percepción de sus balances débiles en el entorno de inflación baja y de crecimiento bajo. Es necesario una acción continuada para mitigar el escepticismo persistente sobre la calidad de los balances de los bancos en la zona euro.
  • El resurgimiento de las preocupaciones de la sostenibilidad de la deuda soberana, derivada del freno de las reformas económicas y un período prolongado de bajo crecimiento nominal. A pesar de la continua mejora en el sentimiento hacia países de la zona Euro, los problemas de sostenibilidad de la deuda pública persisten y por lo tanto la fatiga por reformas económicas debe ser evitada.

Todos estos elementos pueden causar más debilidad de los bancos y del sistema financiero europeo en dirección a la inestabilidad. Salvaguardar la estabilidad financiera requiere identificar las principales fuentes de riesgo y vulnerabilidad, como son las siguientes:

  • Las ineficiencias en la asignación de los recursos financieros de los ahorradores a los inversores.
  • La valoración incorrecta o la mala gestión de los riesgos financieros.

Hemos visto hoy mismo el BCE mover ficha, bajando el nivel de intereses, como nos ha comentado Alejandro, indicando su continuada preocupación, cómo mímimo, de la situación de los mercados financieros. Si se ven estos riesgos realizarse, veremos otra vez a bancos en la cola pidiendo más ayudas.

En El Blog Salmón | ¿Por qué Draghi dice que los mercados financieros están fuera de control?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio