Compartir
Publicidad
Publicidad

Empresas en internet: adaptación al medio y la ceguera de José María Alvárez Monzoncillo

Empresas en internet: adaptación al medio y la ceguera de José María Alvárez Monzoncillo
Guardar
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las empresas de internet se están partiendo de risa por la sarta de barbaridades que ha soltado José María Alvárez Monconcillo en su tribuna de El Pais. Rebatir este artículo es una tarea muy fácil, dado que se le ve el plumero y cómo está intentando venderle la moto al personal de a pie con la DF1º de la Ley de Economía Sostenible. Pero para evitar suspicacias, vamos a rebatir dicho artículo con sus propias palabras.

Si nos remontamos al año 2000, en pleno estallido de las burbuja puntocom, éste hombre también escribía en El Mundo. Hace 10 años, éste hombre ya afirmaba las siguientes tres conclusiones: * Dificultades que presenta el desarrollo de los servicios ligados a Internet * La posibilidad de triunfar sin prestar servicios y productos competitivos * Los cambios sociales no vienen inducidos solamente por el desarrollo tecnológico. Cerrando con un colorario demoledor

La publicidad y el comercio electrónico son insuficientes para financiar la web. Para equilibrar balances es necesario que los usuarios paguen por la información y los contenidos de calidad.
Varios errores de bulto:
Internet es un canal más para prestar servicios y vender productos. Se crean nuevos servicios, como el pago seguro por la red, teleasistencia y un largo etcétera y no hay producto o servicio "del mundo real" que no tenga cabida en la red, entiendo la red como un canal de comunicación adicional para empresas y particulares.

Triunfar sin ofrecer servicios pasó a la historia. Los vendedores de humo en la red tienen los días contados y cualquier página, sea del tipo que sea y con la temática que sea, siempre tiene un valor añadido. Otra cosa es que nos interese o no, punto por clarificar desde luego a nivel de usuarios.

Cambios sociales y desarrollo tecnológico van ligados de la mano. Son inseparables y le vamos a poner un ejemplo muy sencillito. Cuando comenzaron a parecer los cuartos de baño, el personal comenzó a ducharse a diario, extremo que con anterioridad, se hacía muy de tarde en tarde y adaptando la higiene personal a los medios que disponía cada hogar.

Aunque la última es la que es de traca.´El comercio electrónico es comercio en esencia pura. No veo diferencias sustanciales en el intercambio de bienes o servicios entre cualquier tienda online y la tienda de barrio o la asesoría de mi edificio o a la que le envío la documentación por correo electrónico.

Como es obvio, hay artículos que se repiten en el tiempo, indefinidamente, cíclicos hechos por dinosaurios que no quieren ver más allá de sus propias convicciones ideológicas, porque en el fondo, todo el debate del Manifiesto, se reduce en una lucha de poder por la defensa de las libertades de expresión colectivas o el triunfo de un lobby de presión mediático.

No nos preocupemos por los vaticios futuristas de José María Alvárez, que este hombre sobre visión de futuro no da una. Como último ejemplo, su libro publicado en 1992 sobre el futuro audiovisual en España que propugnaba que la distribución por satélite de la señasl de TV no llegaría a ninguna parte y que la producción nacional de series y películas estaban amenzadas por las televisiones privadas, sin olvidar claro está que negaba la mayor de los servicios de penetración de televisión de pago. A eso le llamo yo acertar de plano en sus previsiones.

En El Blog Salmón | El comercio electrónico baja por primera vez en su historia Imagen | Nuria

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos