Compartir
Publicidad

Los ajustes pasan de largo entre los directivos de la banca

Los ajustes pasan de largo entre los directivos de la banca
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como si no hubiera pasado nada. Los directivos de la banca española han decidido que los ajustes no van con ellos. Pese a la reducción considerable del mapa de entidades, los recortes en personal y las ayudas públicas inyectadas durante estos años, siguen mirando para otro lado. Según publica hoy El Economista, desde que en 2008 comenzaran los problemas para el sector sólo se ha reducido en un6,5% el número de miembros de los consejos de administración.

En concreto, se cerró el pasado año con 4.517 miembros entre vocales e integrantes de alta dirección, de acuerdo a los datos de la Memoria de Supervisión del Banco de España. Estamos hablando, por tanto, de una ridícula reducción del 2,1% si se compara con 2010 y del 6,5% en relación al censo de 2008, cuando aún no se había llevado a cabo el proceso de reestructuración del sector. Y es que pese a la fusión de entidades, que han reducido en al menos una treintena el número total, ellos mantienen posiciones casi intactas.

Resulta aún más sangrante si estas cifras se ponen en contexto con el ajuste que se ha llevado a cabo en la red de oficinas y en el empleo. Hasta ahora han cerrado casi 4.500 oficinas (18 de cada 100), mientras que los despidos han ascendido a más de 24.800.

Es, realmente, escandaloso que muchos de esos directivos sigan formando parte de las cúpulas de entidades que han tenido que ser ayudadas o, directamente, rescatadas por el Estado español. Pero lo que llama poderosamente la atención es que el organismo regulador, es decir, el Banco de España siga asumiendo, como ha hecho hasta ahora, el papel de convidado de piedra ante estas más que discutibles políticas.

Los datos se conocen al mismo tiempo que la orden ministerial publicada por el Gobierno central con la que algunos directivos de entidades financieras que han sido nacionalizadas o han recibido ayudas públicas no estarán obligados a reducir sus salarios para cumplir con los límites impuestos. Con todo, no es de extrañar que los bancos se hayan colocado en los últimos meses entre los seis problemas más importantes para los españoles.

En El Blog Salmón | Que Bruselas intervenga a nuestros bancos ya, El papel del Banco de España es irrelevante para casi 6 de cada 10 encuestados, Si el gasto público va para la banca, yo me hago insumiso fiscal
Imagen | Antonio Tajuelo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
El futuro del trabajo

Ver más artículos