Compartir
Publicidad
Publicidad

Ley de Lengua de Signos: ni una sola web oficial adaptada

Ley de Lengua de Signos: ni una sola web oficial adaptada
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad


La ley 27/2007 de 23 de Octubre reconoce la lengua de signos en castellano y catalán y el derecho a su aprendizaje y uso. En su artículo 14 se hace mención específica a los medios de comunicación social, telecomunicaciones y sociedad de la información, en donde cabe destacar el apartado 4:

4. Las páginas y portales de Internet de titularidad pública o financiados con fondos públicos se adaptarán a los estándares establecidos en cada momento por las autoridades competentes para lograr su accesibilidad a las personas sordas, con discapacidad auditiva y sordociegas mediante la puesta a disposición dentro de las mismas de los correspondientes sistemas de acceso a la información en la lengua correspondiente a su ámbito lingüístico.

Si miramos ahora mismo cualquier web oficial queda patente que no han hecho los deberes porque ninguna está adaptada. Por tanto, queda claro que una de las tareas del Plan Avanza, a mi entender, para esta legislatura es hacer que esta ley surta efectos prácticos. Quizá en una primera fase habría que ir adaptando las secciones con la información más relevante, sobre todo en lo que afecta al colectivo de sordos, que ronda el millón de ciudadanos. Es evidente que tras esta primera fase se debería poder acceder a toda la web en lengua de signos.

Y cuando hablamos de lengua de signos, los que tenemos los 5 sentidos disponibles pensamos que con poner a una persona haciendo el lenguaje gestual es suficiente. Y nos equivocamos. La falta de un sentido condiciona a los demás y hace que esas personas necesiten que el contenido legible también esté adaptado. Para aclararnos: no leen igual. Quedarnos en las pautas de accesibilidad de la WAI es quedarnos cortos.

Por tanto, no sólo necesitamos diseñadores web capaces de poner las cosas bonitas y bien ordenadas y navegables, sino que se necesitan profesionales capaces de conocer estas deficiencias y de cómo hacer la adaptación necesaria de contenidos. Hay alternativas a la total adaptación, con videos con información en lengua de signos muy útiles para información compleja, como la técnica o financiera.

Por si alguien todavía no lo ha detectado, aquí hay una clara oportunidad de negocio para quien sepa adaptar y sobre todo generar contenidos en lengua de signos. En estos próximos dos años seguramente veremos como florece un subsector de empresas especializadas. Algunas parece que ya intuyen algo y de momento empiezan a explorar el mercado de los signolibros, que son libros acompañados de un DVD con un signante relatando su contenido. La tecnología "text to speech" (síntesis del habla) está bastante madura, pero no así pasar de texto a signos. Es otra oportunidad de negocio para innovadores.

Más información | Ley 27/2007 (BOE), Accesibilidad web y discapacidad auditiva, Directrices para la lengua de signos en la red

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos