Compartir
Publicidad

A un año de la caída del Bear Stearns

A un año de la caída del Bear Stearns
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad


A las 6 de la tarde del jueves 10 de marzo del año pasado, los ejecutivos del Bear Stearns se reunieron para sacar cuentas. Necesitaban saber cuánto dinero tenían en caja para pagar los compromisos del día siguiente, entre ellos un pago por 1.000 millones de dólares a Citigroup, y otras órdenes que totalizaban cerca de 8.000 millones de dólares. Los temores de insolvencia, que hasta ese momento eran sólo rumores, se hicieron realidad. El histórico banco que había resistido a la Gran Depresión y a todas las crisis del siglo XX, tenía sólo 2.500 millones de dólares para enfrentar sus pasivos. La quiebra era inminente.

El Bear Stearns era el quinto banco de inversión de Estados Unidos, tras JPMorgan, Citigroup, Bank of America y Lehman Brothers. Pero se estrelló e incendió en poco más de una semana convirtiéndose en el precursor de un descalabro financiero que doce meses más tarde no encuentra aún solución. Las acciones de Bear Stearns, que un mes antes se cotizaban en 160 dólares, fueron adquiridas por JPMorgan a 2 dólares como lo ilustra la imagen de este artículo.

Gran parte de esta historia junto a una serie de otros detalles desconocidos hasta ahora sobre la quiebra del primer banco de inversión a seis meses del estallido de la crisis, es relatada en el libro de William Cohan: “Castillo de Naipes: Una historia de arrogancia y vergonzoso exceso en Wall Street”, publicado a un año de lo sucedido.

Cohan, ex director financiero en JPMorgan, ofrece un acabado relato tras bambalinas sobre todo aquello que salió mal en Wall Street, desde las malas decisiones de inversión, hasta la arrogancia en la toma de riesgos por parte de aquellos que aprovecharon la inexistencia de supervisión para crear una segunda Edad de Oro, pero de cartón piedra y desplomable en forma rápida y brutal.

Cohan, autor de otro libro de investigación sobre los mercados financieros que cita a Scott-Fitzgerald (The Last Tycoons), muestra en Castillo de Naipes (House of Cards), cómo fueron los temores tardíos de que la quiebra del Bearn Stearns podría causar grandes estragos en todo el mundo, los que llevaron a la Reserva Federal a aprobar 30.000 millones de dólares en una línea de crédito de urgencia para que JPMorgan adquiriera al banco en crisis.

Conocedor de las prácticas de Wall Street y de todos los mecanismos financieros que se tejen al interior de los bancos, Cohan completa su trabajo con entrevistas a varios personajes claves de la banca estadounidese, junto a dar pruebas de las múltiples señales de advertencia sobre este colapso financiero que existían el sistema. Su relato da cuenta de cómo la arrogancia de aquellos que convirtieron al sistema financiero en una casa de juegos de azar, llevaron “al colapso del capitalismo tal como lo hemos conocido”.

Video | Bloomberg-Youtube Entrevista a William Cohan
Imagen | jhahn

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos