Compartir
Publicidad
Publicidad

La mejor forma de dar una evaluación anual

La mejor forma de dar una evaluación anual
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

A comienzos del nuevo año, especialmente para las empresas más grandes, llega la hora de la evaluación laboral donde los jefes evalúan cada trabajador, su desempeño durante el año y los objetivos que se fijan para el nuevo año. Como parte de esas evaluaciones, llega la reunión esperada y delicada que es la de transmitir esa evaluación y fijar los objetivos para el siguiente año.

Estos procesos tienen varios problemas, incluyendo los siguientes:

  • Son muy autoritarios de arriba abajo.
  • Suelen ser unidireccionales no multidireccionales, como deben ser.
  • Un año tiene muchos altos y bajos que se olvidan con el paso del tiempo tanto lo bueno como lo malo, aunque lo malo se suele recordar más.
  • Los elogios y las críticas tienen más impacto y mejores resultados cuando se transmiten en el acto.

El trabajador y su jefe deben ser una asociación para cumplir objetivos y estos deben ser comunes. Para eso, como cualquier asociación, es más efectiva si la comunicación es fluída y el jefe debe asegurar que el proceso de evaluación siga el camino más fructífero asegurando lo siguiente:

  • Que la evaluación sobre el rendimiento personal sea lo más honesta posible.
  • Que se identifique las barreras personales y en la organización que limitan el rendimiento esperado de cada trabajador.
  • Que el jefe esté presente de forma contínua para ayudar a eliminar estas barreras.
  • Que el jefe esté presente de forma contínua para ayudar al trabajador a cumplir sus objetivos de trabajo y sus expectativas.

Los jefes no deben ser desviados de su camino de una evaluación productiva por su situación personal y psicológica, como pueden ser los siguientes:

  • Su deseo de evitar el conflicto.
  • Su necesidad de recibir aprobación de los que le rodean.
  • Su falta de confianza.
  • Su falta de conocimiento de sí mismo.

Mejorando sus habilidades personales y psicológicas, como son la empatía, la confiabilidad y el conocimiento de si mismo, mejorará la relación entre el jefe y sus trabajadores. Sin estas mejoras habremos perdido el tiempo e, incluso, empeorado la situación. ¿Conocemos a nuestros jefes aquí?

Vía | Forbes (en inglés) En El Blog Salmón | La mitad de los trabajadores se van por la mala gestión y La mejor forma de evaluar a los trabajadores: 360°

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos