Publicidad

Los ERE y la deslocalización

Los ERE y la deslocalización
2 comentarios

Publicidad

Publicidad


Estamos en crisis, es un tiempo en el que creíamos que poco nos podíamos sorprender ante muchas prácticas poco habituales pero no es así, cada día ocurren nuevas cosas que, no por que sean en estos momentos, deben dejar de sorprendernos por su irracionalidad.

En muchas ocasiones no llegamos a enteder bien la diferencia entre lo que es un ERE y un despido colectivo, pero el transfondo en muchas ocasiones que los diferencia es simplemente la negociación justa o injusta que se realiza a instancia del empresario ya que su estado financiero no es muy bueno y necesita hacer un recorte de plantilla.

La diferencia por tanto realmente entre un un despido colectivo y un expediente de regulación de empleo, es que aunque se entre en ambas situaciones al haber despedido un mínimo del 10% de la plantilla en un período inferior a 6 meses, en el primer caso los despidos se hacen de forma normal, dando las prestaciones correspondientes por dichos despidos mientras que en el segundo caso el empresario negocia con los intermediarios sindicales o el comité de empresa la indemnización por despido la cual los empleados van a recibir.

Es por tanto un ERE una opción mucho más ventajosa para los empresarios, ya que pueden negociar de forma mucho más directa y a la baja la cantidad de dinero que han de pagar por el despido de dichos empleados.

La ventaja del mismo modo para los empleados ante un ERE es que la empresa en caso de mejorar su situación económica se compromete a readmitir a todos los antiguos empleados que pueda. Es por tanto aquí donde puede llegar a producirse, y en algunos casos podría afirmarse que se producirá, una picaresca empresarial.

La picaresca a la que me refiero se produciría por parte de los empresarios en el caso en que, habiendo realizado un ERE y comprometiendo que en caso de mejora financiera readmitiera a muchos de sus empleados a cambio de rebajar las primas por despidos, a la hora de volver a necesitar un incremento de la producción se transladen las compañías o fábricas a otros países en donde les sea financieramente más rentable.

Es por tanto, una deslocalización para aumentar la rentabilidad en un momento determinado, la que puede hacer que muchos empleados que anteriormente pactaron un ERE se vean afectados y sin ningún motivo aparente de queja.

Esperemos desde luego que no sea una práctica generalizada, pero personalmente creo que ya han existido en España algunos movimientos de este tipo.

Imagen | luquerias

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir