Compartir
Publicidad

¿Qué se hace con 126 millones de euros?

¿Qué se hace con 126 millones de euros?
Guardar
40 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Este post va de reto, si de reto de inversión, de gestión de capitales, de aprovechar la cresta de la ola. La Euromillones del pasado viernes ha dejado en la cuenta corriente de una persona la módica cantidad de 126 millones de euros. Lo anecdótico del tema es que esta mujer está embarazada y se fue a trabajar con gripe por miedo a perder su trabajo.

Imaginamos que no sabía que era millonaria de verdad. Lo problemático de la cuestión es qué hace con semejante burrada de dinero una persona que está acostumbrada a manejar solamente su economía doméstica (imagino). De ahí, que desde este blog, vamos a sacar nuestra vena económica, de inversión y equilibrio de rentabilidad para evaluar cuáles serían los mejores destinos de inversión de dicho dinero. Esto no es como la loteria de navidad en donde la duda principal es pagar la hipoteca o no. Hablamos de dinero de verdad y ahí van mis opciones:

Opción cómoda. No quiero saber nada de finanzas, me compro un avión (puedo llegar hasta un Airbus si quiero), compro también una isla y me dedico a viajar el resto de mi vida y a dilapidar hasta el último euro. Calculo el gasto máximo mensual que me puedo permitir suponiendo que vivo hasta los cien años y no dejo un solo euro con cabeza.

Opción razonable. Deposito todo mi dinero en distintos gurús de la inversión y gestión de economías de alto nivel. Cruzo los dedos y rezo para que no inviertan en similares a Lehman Brothers y demás. Además, me acostumbraré a recibir poco cuando se gane mucho y perderlo todo cuando no se gane nada.

Opción descabellada. Coloco todo mi dinero en una cuenta corriente a plazo fijo o similar y me dedico a vivir de los intereses. Seré probablemente el más rico del cementerio, y viviré permanentemente asustado por la estabilidad del sistema financiero, el FDG, los gestores de dicha entidad, cualquier hipotético corralito que asome y cualquier turbulencia que amenace la estabilidad del sistema.

Opción trabajadora. Compro empresas, y me complico la vida enormemente. No tengo ni idea de gestión ni olfato para los negocios, ni me gusta ni quiero estar todo el día pendiente de las distintas líneas de negocio que he comprado. Además, esto implica trabajar más aún, porque ¿quién va a cuidar lo mío si no lo cuido ni yo mismo?.

Me uno a los malos y vivo tranquilo. Voy a un banco, compro acciones por ese importe, me siento en el Consejo de Administración y al menos se lo que le puede pasar a mi dinero. Vivo de los dividendos, de las retribuciones a los consejeros y me dedico a dar conferencias sobre lo mal que va la economía en general y el mundo en particular. Es muy aburrido, tampoco me cuadra.

¿Qué opciones adoptaríais vosotros con ese dinero? ¿Dónde lo colocaríais? Bueno, al fín y al cabo, tampoco tengo este problema, con lo que voy a seguir trabajando.

Imagen | bast-
En El Blog Salmón | ¿Qué hacer si te toca la loteria?, La lotería lo irracional y el márketing

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos