Compartir
Publicidad

Reservas inmobiliarias a la catalana

Reservas inmobiliarias a la catalana
11 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En los últimos tiempos he visto resurgir una práctica de interemediación inmobiliaria que no recordaba desde los últimos años antes del crack inmobiliario. Es lo que denomino reserva inmobiliaria a la catalana, y que por lo que veo en algunos foros genera unas dudas injustificadas. Trataré de aclararlo.

Supongamos que yo soy un vendedor de un inmueble y una inmobiliaria se pone en contacto conmigo. Se compromete a comprar ese inmueble en un precio (supongamos 100) y plazo dado (pensemos en 3 meses), y me deja una señal (por ejemplo 3). Hasta ahí nada novedoso, salvo que también se pacta que en el caso de que la inmobiliaria encuentre un comprador, el contrato de compraventa muta, y se convierte en uno de servicios profesionales, de intermediación inmobiliaria.

Así, si ese tercero compra el inmueble en 110, la inmobiliaria percibirá 13 (recuperando los tres entregados inicialmente, con una comisión neta de 10) y el vendedor percibirá los 97 que tenía pendientes de compra. Y si en vez de 110 son 130, pues esos 30 que se mete al bolsillo.

Aquí lo que se consigue por parte de la inmobiliaria es establecer una exclusiva de comercialización del inmueble a cambio de invertir un dinero y de comerse el inmueble si no encuentra el vendedor rápidamente, por lo que es evidente que sólo lo hará en aquellos inmuebles donde vea una clara ocasión de venta, con una potencial rentabilidad superior a la de una operación ordinaria, lo que a mi no me resulta extraño (otra cosa es que me entusiasme dicha practica, o que no se incurra en determinados riesgos)

Los vendedores se suelen molestar por dos motivos, ninguno de los cuales entiendo:

  • Ellos consiguen el precio que desean, pero les reconoce que finalmente se ha vendido en un precio superior al mismo. ¿Molestos? Volvemos al arranque de la frase, ese que pone que ellos consiguen el precio que desean (y que han pactado).
  • Algunos arguyen que escrituran en un precio superior al que tenían previsto. Para empezar es falso, ya que en el contrato que firman con la inmobiliaria queda clara dicha posibilidad, pero es que además escriturar por encima de dicho importe no tiene impacto fiscal, como algunos argumentan, ya que la comisión que percibe la inmobiliaria, y que viene a ser la diferencia entre precio de venta inicial y el precio de venta final, se minorará de este último al hacer la declaración de la renta.

Lo que me sorprende es que en un escenario como el actual todavía haya inmobiliarias que se presten a este juego peligroso, peligroso para ellas. Respecto a los vendedores,siempre que perciban el dinero de la señal y sean conscientes de que es posible que la operación puede no llevarse a cabo de ningún modo, el riesgo me parece bastante menor.

PD: Para cuadrar las cifras se entiende que hablamos IVA incluido respecto de la comisión de la inmobiliaria.

En El Blog Salmón | ¿Compromisos de compra por las inmobiliarias? No, gracias. Imagen | ImagesofMoney

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio