Compartir
Publicidad

Estados Unidos niega ingreso a agencia china de calificación crediticia

Estados Unidos niega ingreso a agencia china de calificación crediticia
Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Las tensiones comerciales entre China y Estados Unidos comienzan a hacerse más intensas y esta vez no se trata de las presiones para revaluar el yuan frente al dólar, ni el incremento de los aranceles. La Securities and Exchange Commission (SEC) negó el ingreso a la mayor agencia de calificación crediticia China, Dagong Credit, demostrando que Estados Unidos ha tendido un cerco contra todo aquel que trate de incursionar en las industrias que conforman su monopolio, como lo son las agencias de calificación.


Dagong Credit buscaba convertirse en una agencia de calificación estadística oficialmente reconocida en Estados Unidos, y formar parte oficial de las Organizaciones de Clasificación Estadística (NRSRO), ofreciendo sus diagnósticos junto a las “tres grandes”: Moody’s, Standard & Poors y Fitch, agencias que han recibido sendas críticas por no advertir la gran crisis que se fraguó al interior del propio sistema que vigilaban.



Dagong Credit emitió su primer informe en julio, en el cual se atrevió a quitar la “triple A” a Estados Unidos, y dar cuenta de un hecho que todo el mundo conoce pero que todos prefieren ignorar, especialmente las agencias de calificación estadounidenses: la mala calidad de la deuda de Estados Unidos, un país que busca desesperadamente la devaluación global del dólar para neutralizar en parte la crisis.


Con el bloqueo de la agencia de calificación de China, Estados Unidos pretende frustrar los esfuerzos del gigante asiático para tener voz en el mercado internacional de capitales. Dagong Credit es la única de las cuatro grandes agencias de calificación crediticia que no es controlada por los grandes capitales corporativos. El rechazo de la SEC para que Dagong opere normalmente, es una muestra del temor que vive Estados Unidos de que pierdan credibilidad sus tres grandes calificadoras.


La SEC dijo que rechazó la solicitud de Dagong porque no podía asegurar que la compañía con sede en Beijing cumpliría con las normas de Estados Unidos. Pero esto es solo un pretexto para no perder el monopolio que tiene en esta materia, algo que en todo caso ha quedado en entredicho con la crisis y su existencia debe ser cuestionada. El aspecto más relevante, es que Washington siempre se postula como el principal defensor de los principios del libre comercio, pero no duda en sacrificar dichos principios cuando significa algún perjuicio económico.

De las 200 agencias de calificación crediticia que hay en el mundo, sólo diez se han registrado en el NRSRO. De ellas, siete son de Estados Unidos, dos de Japón y una de Canadá. Pese a la importancia que tienen para garantizar y proteger la estabilidad financiera mundial, estas tres últimas agencias no han operado normalmente tras el estallido de la crisis financiera, por las fuertes vallas levantadas por la SEC a las agencias de calificación extranjeras. El monopolio en la calificación de crédito por parte de Estados Unidos, fue una herramienta estratégica en el desarrollo de su supremacía económica y política, y también la gran responsable de la actual crisis financiera mundial.

En El Blog Salmón | China castiga a Estados Unidos y le quita la “triple A”
Imagen | Dagong Credit

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos