Compartir
Publicidad
¿Por qué a Grecia no se le permite una segunda moneda para salir de la crisis?
Economía

¿Por qué a Grecia no se le permite una segunda moneda para salir de la crisis?

Publicidad
Publicidad

Cuando existen grandes desequilibrios monetarios como entre Grecia y la UE, la existencia de una moneda única para hacer todo lo que una economía necesita genera más traumas que beneficios. En Grecia podrían convivir dos monedas a la vez, como ocurre en Suiza, el Reino Unido, Japón y otros países, pero el mandato de la UE no lo permite. La esclavitud financiera al euro fue establecida para siempre y no permite su salida. Dénme el control del dinero y no me importará quien haga las leyes, dijo el banquero M.A. Rothschild. La existencia de una moneda única, o "mono cultivo", es mucho más rentable para el sistema financiero. Pero cuando a ese monocultivo llega una peste todo el sistema se derrumba.

Bernard Lietaer, uno de los pocos expertos en sistemas monetarios, compara el monocultivo del euro con un bosque de pinos: "es un sistema perfecto y muy bien regulado, todos los pinos crecen rápido y el bosque se ve magnífico, pero basta una cerilla para que todo el bosque se convierta en cenizas". Lietaer lleva 30 años años estudiando estos temas y fue uno de los diseñadores del mecanismo de convergencia de la moneda única europea. Lástima que los sólidos criterios de este mecanismo de convergencia fueron fácilmente falsificables por los expertos de Goldman Sachs que asesoraron a Grecia para disfrazar sus déficit. Sabemos que el largo brazo de Goldman Sachs, el brazo financiero más estratégico de Estados Unidos, envuelve a toda Europa. Esta infografía da unas pistas: Mario Monti, Lucas Papademos, Mario Draghi, Petros Christodouls y Antonio Borges, entre muchos otros, hicieron su apostolado en Goldman Sachs.

Gs European Domination

Según Bernard Lietaer, y siguiendo a Hyman Minsky, la UE no ha tomado en cuenta la inestabilidad inherente del sistema financiero, que crea dinero de la nada y desata las burbujas. En ese proceso de creación de dinero y cuando los bancos alemanes y franceses hacían suculentos negocios con los griegos, nadie encontró reparos pese a que los desequilibrios eran insostenibles. Tras el estallido de la crisis la propia contracción del sistema financiero fue la que secó los flujos de crédito que desplomó a la economía. Si Grecia hubiese tenido una moneda interna con la cual hacer sus transacciones locales, habría podido contener el desplome y el país habría seguido funcionando. Como todo quedó dependiendo del euro y de los caprichos del sistema financiero, la caída fue estrepitosa.

Dos monedas para Grecia

Lietaer señala que Grecia podría mantener la moneda del euro en el turismo y el transporte de carga, dos sectores claves de su economía. Pero además debe tener una moneda local con la cual hecer las transacciones locales. Esto daría sostenibilidad a Grecia y potenciaría su recuperación. Sin embargo la UE ha impedido esta salida por temor a que otros países hagan lo mismo y se termine desplazando a la moneda única. A su vez, impone un ultimátum al gobierno griego para que aplique nuevos recortes y más austeridad. Esto no ha hecho más que desatar el pánico y acelerar la fuga de capitales que dejó al país sin liquidez. El miedo a que el gobierno griego confisque los depósitos bancarios precipitó la fuga y el país se quedó sin euros y sin dinero para las transacciones más básicas. Esto confirma que el euro fue una moneda improvisada y que no incluyó ni a pie de página una cláusula en caso de un crash financiero.

Este aspecto deja en claro que a instituciones como el FMI y la UE sólo les interesa la obediencia a ciegas, es decir, la esclavitud. El ejemplo más claro es el de Petro Poroshenko en Ucrania: ha sido sumiso y obediente con la UE y el FMI, y éstos no han tenido reparos para generar enormes flujos de liquidez a un gobierno que está masacrando a su propio pueblo. ¿Eso se pretende con Grecia? ¡Tal vez lo de Libia y Gadhafi fue el ensayo general!. Y ahora se hunden en el Mediterráneo los barcos cargados de refugiados de Libia y Siria.

En esta entrevista que colgamos en diciembre de 2012, Lietaer explica cómo funciona el sistema financiero, como la banca crea dinero de la nada, y por qué el sistema financiero está crisis, y seguirá en crisis. Hay que verla de nuevo, porque a siete años de la crisis financiera más destructiva de la historia, la UE todavía no encuentra una salida y sigue empantanada y dando palos de ciego, sin saber qué hacer. Esto confirma que la UE está en estado de shock, y ahogada en un "jaque perpetuo".

En El Blog Salmón | Grecia juega su carta y comienza la nueva pesadilla del euro que puede partir a Europa en dos, Europa en estado de shock, ciega y sorda ante el tsunami financiero que viene, Grecia en situación límite
Imagen | Daniela Hartmann

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio