Compartir
Publicidad

¿Confundiría a Obélix con un producto de telefonía móvil?

¿Confundiría a Obélix con un producto de telefonía móvil?
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

¿Obélix? ¿Mobilix? Hombre, fonéticamente se podrían confundir. Pero más allá de eso... aun así, el celo de algunos en defensa de sus marcas lleva a situaciones como esta. Ediciones Albert Rene, la propietaria de los derechos sobre los famosos personajes del cómic, intentaba evitar el registro de la marca Mobilix (que estaba siendo utilizada para designar a un proyecto open-source para tecnología móvil). Lo hizo en instancias nacionales, y ahora también en la Unión Europea.

Pero parece que por fin alguien va a poner algo de sentido común en este asunto, y la abogada general del Tribunal de Justicia de la UE Verica Trstenjak afirma en su escrito de conclusiones que no procede la anulación de registro de Mobilix, desestimando las pretensiones de la editorial. Y lo hace con un argumento que a mí, desde luego, me parece evidente. Porque podemos asumir una cierta similitud fonética entre Obélix y Mobilix. Ahora bien, el primero es un gordo e irreductible personaje de cómic, y el segundo es una marca vinculada a la telefonía móvil. ¿Quién en su sano juicio podría confundir una cosa con la otra? No son productos similares, ni compiten en el mismo mercado. Mobilix no es un personaje de cómic que luche contra los romanos, precisamente.

Y es que hay casos en los que se intenta estirar las leyes y las marcas más allá de lo razonable...

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos