Compartir
Publicidad

La reforma fiscal de los expertos: imputación de rendimiento por la vivienda habitual en el IRPF

La reforma fiscal de los expertos: imputación de rendimiento por la vivienda habitual en el IRPF
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Desde ayer tenemos a nuestra disposición el informe que ha realizado el Comité de Expertos para marcar las directrices de la futura reforma fiscal. Este informe no es vinculante para el Ejecutivo aunque si apunta un buen puñado de medidas, básicamente no deja títere con cabeza en los principales impuestos y es muy probable que muchas de ellas terminen aprobándose.

Durante los siguientes posts, voy a ir desgranando parte de las reformas propuestas más importantes y para abrir boca, vamos a analizar una medida bastante polémica si finalmente se aprueba. El informe de los expertos aboga por la inclusión temporal en el IRPF de la imputación de todas las rentas inmobiliarias. Traducido a lenguaje de los mortales, tributación implícita por la vivienda habitual en propiedad en el IRPF, extremo que actualmente está exento. Veamos el análisis de esta medida.

El problema del valor catastral y el IBI

A pesar de las sucesivas reformas que se han aplicado sobre el impuesto de bienes inmuebles, el Catastro tiene un problema de fondo importante y es la diferencia entre el valor catastral de los bienes inmuebles y el valor de mercado. Partamos de la base de que ese valor catastral debería ser aproximadamente el 50% del valor real del bien. Dada la falta de actualización, el carácter protegido que tiene el dato de valor catastral y la falta de mapas de valor del suelo homologados, nos encontramos con serias diferencias en las valoraciones catastrales entre dos inmuebles que probablemente deberían tener el mismo valor catastral y que en la inmensa mayoría de los casos, el valor catastral está muy lejos del valor de mercado del inmueble.

Estos expertos abogan por una reforma en la fijación del valor catastral, sustituyendo este valor por un valor de referencia público que se vaya actualizando de manera continua y que sea público, de tal manera que a cierre de cada ejercicio, este valor de referencia sea más próximo a la realidad de valoración y tenga una base más fiable para la imposición a los bienes inmuebles. De manera transitoria, porque realizar este nuevo sistema de valor de referencia requiere tiempo y no es inmediato, se aboga por el cambio de tributación de los bienes inmuebles en el IRPF.

La inclusión del valor de todos los inmuebles en la base del IRPF

El motivo de la tributación de la vivienda habitual en el IRPF parte de la base de que los propios alquileres no son "gratis" fiscalmente hablando. Es decir, el sistema propuesto fija que que habría que incluir todas las rentas inmobiliarias por disfrute de uso, establecer un sistema de exención para viviendas habituales en propiedad de manera análoga a la deducción por alquiler (solo la aplican de manera efectiva rentas bajas) y el resto de inmuebles, pasarían a tributar en la base imponible del ahorro.

Actualmente, se computa como renta inmobiliaria el 1,1% del valor catastral en valores catastrales revisados y al 2% en valores sin revisar por lo que esta tributación está sujeta realmente a la renta global del individuo al integrarse dentro de la base imponible general. Con esta reforma, todos los rendimientos que provengan de rendimientos de bienes inmuebles, se integrarían en la base imponible del ahorro, que es una clasificación mucho más justa por la propia naturaleza de las rentas y la imputación de la renta tributaría a un tipo fijo anual.

Como siguientes reformas en las rentas inmobiliarias procedentes de arrendamientos, se eliminan las reducciones del 60% para los rendimientos de alquiler de viviendas en los propietarios, se eliminaría la deducibilidad de los intereses en financiación ajena en dichas viviendas y se tributaría a tipo fijo en el ahorro y no a tipo general como hasta ahora en línea con la imputación de rentas inmobiliarias.

¿Qué efecto tributario puede tener una medida de este calado? En principio, sumaría una cuantía importante a las rentas del ahorro de todos los propietarios de viviendas y el impacto fiscal global, habría que analizarlo de manera conjunta, partiendo del esquema de la nueva declaración de la renta; cálculo totalmente imposible hoy por hoy. Si lo asimilamos a la declaración de la renta actual, una vivienda con un valor catastral de 100.000 euros revisado, integraría 1.100 euros en la base imponible del ahorro que tributarían a un tipo mínimo del 19% en el mejor de los casos ¿opiniones sobre esta propuesta?

En El Blog Salmón | Necesitamos una reforma fiscal urgente, ¿Cómo se calcula la declaración de la renta o IRPF? Imagen | 401 (k) 2012

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio