Compartir
Publicidad

Admati y su defensa de una banca con ratios de capital de un 30%

Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Aprovechando la publicación de los tests de estrés me parece conveniente recuperar la propuesta de Admati y su defensa de una banca con reserva fraccionaria con ratito de capital de entre un 20% y un 30%.

Quedaos con la cifra ya que en los tests de estrés se habla de cifras de entre un 5,5% y un 8%, por lo que la propuesta de la coautora de The búnker´s new clothes rompe de lleno con los parámetros de la reforma bancaria.

Comparto con Cuñat, de Nada es gratis la discrepancia con ella al criticar igualmente la aplicación del Teorema de M&M debido a motivos fiscales o de riesgo de quiebra. La estructura de financiación influye y mucho (por no hablar del atractivo de la rentabilidad que disminuye por mucho que baje el riesgo).

Más dudoso es que esta medida no tendría efecto sobre el crédito, por mucho que insistan Cuñat y Adnmati en distinguir entre reservas en cash y reservas en tanto en cuanto capital o fondos propios como mera partida contable.

Y es que siguiendo esa teoría, y teniendo en cuenta lo peligroso que es el apalancamiento según Admati, la autora, bastante alejada de posturas liberales, debería coincidir finalmente con la tesis de la corriente liberal que defiende una banca con reserva 100%. Esa si que es segura desde el planteamiento propuesto por Admati, pero sin duda tendría un efecto sobre el crédito disponible (cosa distinta es que quizás ese recorte del crédito no fuese incluso positivo). ¿Dónde y por qué fija Admati ese límite del 20%-30%?

Por lo demás la autora peca de inocencia al principio, cuando se pregunta los motivos por los que los bancos pueden estar infracapitalizados. Trabajan para ellos, afirma. Finalmente acaba reconociendo la existencia de una relación simbiótica entre banca y poder. Vaya novedad.

En serio, siendo Estado y banca dos caras de una misma realidad, ¿alguien piensa que recortando teóricamente las prerrogativas bancarias su socio estatal no va a encontrar vías alternativas para lograr los objetivos que conseguía a través de ese instrumento?, ¿por qué no se regula y recorta al cooperador necesario, según la terminología penal, en todo este embrollo?

En El Blog Salmón | La propuesta de Huerta de Soto para la reforma bancaria

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio
El futuro del trabajo

Ver más artículos