Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Quien se puso primero las zapatillas?

¿Quien se puso primero las zapatillas?
Guardar
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad


El Ibex ha perdido casi un 8% en la semana y los ánimos están muy caldeados. Se inventan palabras con términos ingeniosos aunque algo agresivos para agrupar a los países con problemas, como PIGS, cerdos, en inglés. para denominar a Portugal, Irlanda, Grecia y España; o Stupid, estúpido, si a España, Irlanda y Portugal le agregamos Turquía, el Reino Unido y Dubai. Falta agrupar a un conjunto de países para palabras como confusión o desconfianza, que en verdad representan más certeramente lo que estamos viviendo.

Para acercar un razonamiento frente a lo que está ocurriendo citaré una antigua anécdota de dos hombres que se encuentran atrapados por un león en la selva luego de un accidente aéreo. Cuando uno de ellos comienza a ponerse las zapatillas para correr, el otro le pregunta “¿por qué haces eso?”. “Voy a salir corriendo”, le responde el primero. “Pero no puedes correr más rapido que el León”, le dice el otro que aún no reacciona frente a la amenaza. A lo que el primero le responde: “No necesito correr más rápido que el león. Sólo tengo que correr más rápido que tú”.

Lo que ha ocurrido en las bolsas esta semana demuestra que hay varios que ya se pusieron las zapatillas para ganar tiempo y aprovecharse de las circunstancias, dejando que el león se encargue de los más lentos para reaccionar. Como señala esta tarde un artículo de El Economista cuyo título es bastate certero: El ataque a Grecia y la salida del BCE, que cita a su vez un artículo de Financial Times,

la caída de los bonos griegos puede achacarse a primera vista a la recesión y a su evidente deterioro fiscal. Pero hay que ir más allá para ver en lo que están pensando los especuladores más avezados del mercado, porque el razonamiento es sutil y apunta al Banco Central Europeo (BCE).

Es decir que la tesis lanzada por el presidente Zapatero de que las actuales caídas son maniobra de los especuladores, tiene una parte de razón. El relajamiento cuantitativo que ha aplicado el BCE tras el colapso de la banca de Estados Unidos no se puede prolongar indefinidamente. Jean Claude Trichet ya ha advertido que a fines del 2010 la política monetaria debe normalizarse dado que todas las medidas son “temporales”. Aquí es donde entran los especuladores.

Aprovechando el deterioro de la situacion de Grecia (su deuda externa es de 170% del PIB), los inversores corrieron a vender deuda griega colocando al país entre la espada y la pared, arrasando con todo el mundo, incluso con España que “en absoluto tiene una calificación como la de Grecia”. Cuando se trata de liquidar (es cosa de ir a El Corte inglés este fin de semana), podemos encontrar en 100 euros lo que antes costaba 500.

El columnista de Financial Times no duda en señalar que los especuladores buscan un pez mucho más grande y gordo que Grecia, algo que pone en peligro la estabilidad de la Eurozona, y el orgullo de los líderes políticos que se han esmerado por mantener la unidad de Europa. Los especuladores son siempre los primeros que se ponen las zapatillas para ir por delante y aprovechar todos los fallos del sistema, no importa lo que haga el león con el resto.

Vía | El Economista
En El Blog Salmón | Llegaron los especuladores para hundir las bolsas, Elevado endeudamiento desata nuevo pánico bursátil
Imagen | dotbenjamin

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos