Compartir
Publicidad

Cuando despertó, debía un 20% más de hipoteca en euros (Bankinter owned)

Guardar
10 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El microrrelato El Dinosaurio de Augusto Monterroso tiene su miga. Como es sumamente conocido no lo voy a reproducir. me voy a limitar a inspirarme en él para otro microrrelato, este financiero: cuando despertó, debía un 20% más de hipoteca en euros (menos para Bankinter, que seguía dormido).

Onésimo estaba al quite el día 15 de enero recogiendo la noticia financiera del día: el Banco Nacional de Suiza (BNS) anunció que abandonaba su cambio mínimo con el euro. El resultado práctico fue el hundimiento del euro frente a la moneda suiza, con una depreciación del orden de un 20%, apuntando a la paridad entre ambas.

Es posible que esto afecte las exportaciones de los relojes de lujo suizos, que incremente las compras en Francia de los helvéticas, o que alegre la vida a aquellos que tengan activos financieros nominados en francos suizos, pero sin duda entre los españoles hay unos grandes damnificados.

Me refiero a los que hayan recurrido a hipotecas multidivisas, y que la tengan posicionado en francos suizos. El grueso de estas hipotecas en España se posiciona en yenes (con tipos sumamente bajos) y francos suizos (quizás con tipos algo más altos que la financiación en yenes, pero apostando por la estabilidad de esa moneda refugio). En cualquier caso, un despropósito teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de estas personas no tienen ingresos en dichas divisas.

Los veteranos en el tema ya vienen escaldados. Desde el nacimiento del euro, éste se ha depreciado con respecto al euro aproximadamente un 50%, si bien esta caída de golpe en un solo día va a ser dura de asimilar, por mucho que el Libor del franco suizo, referencia de estas operaciones y como fruto de la política monetaria helvética se haya ido a negativo.

Con todo, lo cierto es que los hipotecados en francos suizos se fueron a la cama el día 14 tranquilos, especialmente si había visto el pronostico de Bankinter del día 9 con el que arranco este post, donde hablaba de estabilidad del tipo de cambio, entre el 1,20 y y el 1,25 (incluso para el próximo año), sosteniendo que esos tipos negativos del 0,25% fijados para los depósitos corroboraban esa opinión y desincentivaban cualquier tipo de inversión en francos suizos. Que conste que no eran los únicos en hacer esas apuestas, pero lo del 2016 era estomagante.

Ni una semana entre estas afirmaciones y el mal despertar de los hipotecados en francos suizos (y con ingresos en euros, lo que da para un libro).

¿Cuántos hipotecas en esta divisa tendrá Bankinter?

PD: ¿Es posible que haya un 46% de hipotecas polacas en francos suizos? Y lo peor es cuando alguna analista financiero afirma que ese hundimiento se ve compensado con la rebaja de tipos.

Más información | Luis Cazorla, El Confidencial

En El Blog Salmón | ¿Qué son las hipotecas multidivisa?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos