Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Se salvarán las Telecomunicaciones de la crisis?

¿Se salvarán las Telecomunicaciones de la crisis?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Debido a la celebración del Mobile World Congress en Barcelona, por cierto, cubierto magníficamente por Xataka, se está viendo en los periódicos múltiples noticias de lo bien que le van a las empresas de Telecomunicación en estos momentos, alejados completamente de la crisis que vive el mundo. Por ejemplo, los operadores de móviles dicen que no necesitan ayudas, y César Alierta, presidente de Telefónica, dice que (no soy ni mucho menos textual) las telecomunicaciones pueden salvar al mundo. Palabras muy bonitas, pero, ¿ciertas? ¿Se salvarán de la quema las empresas de telecomunicaciones?

Es cierto que las telecomunicaciones, junto con la informática, son las responsables del gran aumento de la productividad de las últimas décadas que han permitido que en occidente haya mucha riqueza y, en algunos sitios más que en otros, bien repartida. Realizar una tarea en unos pocos minutos, cuando hace unos años se podía tardar horas o días, simplemente por tener acceso a videoconferencias, teléfono móvil o una simple hoja de cálculo, hace que se genere más riqueza en menos tiempo y eso también afecte positivamente a los trabajadores. En eso estoy de acuerdo con Alierta. Sin embargo no creo que vayan a evitar la crisis.

Estamos ante una crisis primero financiera, pero que ahora afecta a todos los sectores. La producción industrial está cayendo, el paro aumenta. Y más si miramos el caso español donde el ritmo de destrucción de empleo es altísimo. Y eso va a afectar, está afectando al sector de las telecomunicaciones.

En la actualidad se habla de la necesidad de las redes de nueva generación, lo que proporciona una gran oportunidad de negocio en el sector, debido a dos factores. Uno es el Internet móvil, que por fin despega. Esto sí que puede traer mayor productividad a las empresas. Pero otra pata, y fundamental para que las cuentas le salgan a las empresas de telecomunicaciones, es el entretenimiento. La televisión de pago por la red ADSL. La televisión de alta definición, que requiere un crecimiento de las redes y esto se sostiene en que los consumidores están dispuestos a pagar por ver contenidos de alta calidad (de imagen, en los contenidos en sí no me meto) después de haberse comprado una televisión HD. Y esto, que en una situación normal sería debatible, en un entorno de crisis no lo veo. Los consumidores están, al igual que las empresas, recortando gastos, y uno de los más fáciles de recortar son los gastos de entretenimiento, sobretodo si suponen una cantidad de dinero considerable al mes. Al igual que los gastos de telefonía móvil, con llamadas sumamente innecesarias.

Así que no lo veo tan claro como Alierta. La crisis afectara a las telecomunicaciones como a todos los sectores.

Vía | El País Foto | El copilot

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos