Compartir
Publicidad

SMS 7332: yo también te quiero, pero lo nuestro es imposible

Guardar
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos días dormitaba plácidamente en el sofá. Repentinamente, mi móvil dio la señal de que acababa de llegar un SMS. Adormilado lo leí, y me desperté al instante: hola, q tal? sabes quién soy, no? . Asi de primeras ni idea. Luego pensé que era Monica Belluci, pero se me hacía extraño que la amiga Mónica se hubiese hecho con mi número, me escribiese desde un número 7332, y me indicase en letra diminuta una tarifa por mensaje. Así que finalmente descarte esa posibilidad (Mónica, si me lees, en mi perfil de usuario tienes mi dirección de correo). Nada, que no iba ser la versión masculina de aquel vídeo de Olé Ole

El caso es que recordé entonces algunas cosas que me habían contado, que había leido, para llegar a la conclusión de que había sido objetivo del negocio timofónico de los SMS. En esencia, su ultima variante, consiste en mandar mensajes del pelo del comentado a ver si picas y respondes. Al hacerlo, evidentemente pagas por el mensaje, y una de dos, o intentan enrollarte en un dialogo de besugos a través de un sistema automatizado de preguntas y respuestas para que sigas enviando mensajes, o lo que es peor, lo consideran por el art. 33 un alta en un servicio de suscripción de mensajes, y te cobraran por el mero hecho de mandarte cualquier chorrada (parece ser que es más facil quitarse las ladillas que darse de baja).

El caso es que, para aquellos que quieran disfrutar de literatura tórrida al respecto les remito a los múltiples casos que ha tramitado la AGPD al respecto. Y bajo mi modesta impresión con poco éxito. Casi todos los casos son del tipo La operadora te cobra, pero quien te envía el mensaje es una empresa especializada en este tipo de acciones de marketing, (en mi caso Jet Multimedia, que si no recuerdo mal algo tiene que ver con mi trama húngara). Claro que esta empresa solo pone los medios técnicos finales, un mero intermediario técnico subcontratado por otro, que a su vez puede ser subcontratado por un tercero, etc. El resultado final es que normalmente esa empresa esta fuera del país y sus administradores son ilocalizables, y por supuesto, nunca se encuentra ni rastro de los mensajes, a pesar de haber sido facturados.

Algunos podéis decir que lo que hay que hacer es acabar con los paraísos fiscales donde se alojan algunas de las empresas que, teóricamente, constituyen el fin de esta cadena. El caso es que no todas están en paraísos fiscales, ni mucho menos. A los efectos de escapar de la AGPD les basta con estar más allá de los Pirineos o del Estrecho. Creo que el razonamiento no deberíamos enfocarlo por ahí.

En este país, un bancario que abra una cuenta que luego es usada para blanquear es empitonado legalmente, si no demuestra una pericia digna de Sherlock Holmes.

En esta nación, más te vale que tus subcontratas tengan al día todo tipo de temas en materia de seguros sociales y fiscales.

Para esta jurisdicción, el punto de venta a un consumidor es responsable solidario con el fabricante respecto de los productos que comercializa en materia de garantías.

No te digo nada si eres administrador de una sociedad y está le deja cañones a las Administraciones Públicas, que se pasan la responsabilidad limitada por donde estáis pensando.

Entonces, me gustaría que alguien me explicase cómo es posible que esta lógica no se haya trasladado al mundo de las telecomunicaciones, como es posible que Teléfonica, Jet Multimedia, y tropecientos intermediarios más se lucren con lo que es a todas luces un timo y se limiten a decir que pasaban por allí, y que ellos sólo cobran por sus servicios. Va siendo hora de atacar al más fuerte, al que por narices está aquí, a la Teleco, y a las empresas de marketing ad hoc que prestan estos servicios. Que demuestran ellas que sabían que sus lineas, que sus números, no eran usados con estos fines. Que nos acrediten que tienen establecidos unos mínimos controles para evitar a los piratas. Y si no lo hacen, que sean procesados civil y penalmente. Quien genera un riesgo, y se lucra con él, que apechugue con los muertos (financieros) que genera.

Por cierto, ¿alguien sabe algo de la Fiscalía, de los superjueces de la Audiencia (inter)Nacional, o están ocupados en otras cosillas? Seguramente necesitan más impuestos para poder hacer algo.

PD: Evidentemente, el que responde a estos mensajes debería hacérselo mirar, pero hay que proteger a todo el mundo.

PD (2): Monica, espero tu mail.

Más información | tencuidado.es
En El Blog Salmón | Desde Hungría con amor: la llamada ganadora, Sms navideños, el negocio de las operadoras

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos