Compartir
Publicidad

Carta del obispo Munilla a los hermanos perdidos de Fagor

Carta del obispo Munilla a los hermanos perdidos de Fagor
26 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Secretariado Social de la Diócesis de San Sebastián ha emitido un documento ciertamente curioso, llamado ¿Crisis de FAGOR vs. cooperativismo? Después de su lectura, que me ha dejado atónito, considero que podrían haberlo titulado como Carta del obispo Munilla a los hermanos perdidos de Fagor.

En resúmen, que la doctrina social del Iglesia, encaramada en el padre Arizmendiarrieta, creador del modelo Mondragón no esta ni estará en cuestión, y que todo esto pasa por haberse desviado de sus enseñanzas. Amén. Veamos los versículos, perdón, los pasajes más emotivos de este documento.

...lo ocurrido no ha sido exclusivamente la crisis del mercado, sino principalmente una falta muy grave de liderazgo, que ha provocado multitud de errores en la gestión.

Es posible que exista esa falta de liderazgo, pero habrá que ver como esos movimientos asamblearios precocinados, que forman parte del ADN de Mondragón contribuyen a la misma. Y eso no es culpa del mercado y es un mal extendido por toda la organización, no sólo por Fagor.

¿Acaso no ha podido contribuir a esta crisis de liderazgo un modelo endogámico de contratación de socios, en el que los vínculos familiares y el lugar de nacimiento —y no tanto las aptitudes— han sido los factores determinantes?

Y tanto, ítem más a lo anterior. ¿Y me quieren decir que eso no se da en otras cooperativas?, ¿qué no se ha hecho gala incluso de ello?, ¿qué no está íntimamente relacionado con ese control de la organización el no introducir sangre nuevo salvo en puestos muy concretos y a regañadientes?

Lo ocurrido con FAGOR Electrodomésticos, afortunadamente, no es representativo de la situación de la mayoría de las Cooperativas Mondragón (en torno a cien); la gran mayoría de las cuales están lideradas de forma decida y eficiente, y disfrutan de una situación saneada.

Me estoy acordando de unas afirmaciones de Solbes y Zapatero sobre determinado sector empresarial. ¿No os suenan muy similares? Nada, son puro roble...

Somos conscientes de la dificultad que entraña el educar a los jóvenes en valores tales como: el esfuerzo, el sacrificio, el pensar en los demás, el pensar en “ganar” para que “otros” estén mejor, el repartir beneficios entre los trabajadores más desfavorecidos

Muy bien, y antes de todo eso que tal el pensar en que una empresa debe tener, como primer objetivo, su subsistencia, y para ello es esencial obtener beneficios, reinvertidos y darse cuenta de que el esfuerzo y el sacrificio están tan o más representados en ese modelo de capitalismo liberal que denosta la organización del emisor de este documento.

¿Conclusiones? Back to basics chicos, habéis pecado pero ahora tenéis la oportunidad de redención. La Doctrina Social de la Iglesia no se equivoca, os equivocasteis vosotros por haber perdido vuestra conexión con la misma. Arrepentíos, que la salvación está próxima.

Amén.

Vía | Gananzia Más información | Diócesis de Guipuzcoa En El Blog Salmón | El antes y el después de la caída de Fagor, AFSE Y AFSF: las preferentes de Eroski y Fagor Imagen | Iglesia en Valladolid

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio