Compartir
Publicidad

La ‘era Ballmer’ toca a su fin en Microsoft

La ‘era Ballmer’ toca a su fin en Microsoft
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Trece años después de que se estrenara como consejero delegado, anuncia su dimisión. El controvertido CEO de Microsoft, Steve Ballmer, se marchará a lo largo del próximo año, mientras buscan un sustituto. Muchos respiran aliviados y esperan que este no sea más que un revulsivo para un gigante que lleva años deambulando buscando su sitio. Él se bate en retirada con una riqueza personal que se acerca mucho a los 1.000 millones de dólares.

Suele ocurrir en muchas ocasiones: el mes de agosto es una oportunidad para plantear anuncios que puedan resultar impactantes. Este, sin duda, lo es, no tanto por lo inesperado, puesto que son muchas las voces que llevan reclamándolo en demasía, si no por lo que supone de cambio para una de las compañías más importantes del panorama tecnológico mundial.

Según ha hecho público la compañía, Ballmer ha sido el que, finalmente, ha decidido retirarse (nunca sabremos si, realmente, ha sido presionado por la junta directiva). El relevo se lleva a cabo de una forma atípica, puesto que el sustituto aún no se conoce, ni tampoco hay claros candidatos. Algo que no ocurrió, por ejemplo, con su rival, Apple, con la transición entre Jobs y Tim Cook.

Ahora hay un año por delante para encontrar sustituto a un histórico directivo que ha despertado muchas más críticas que alabanzas. Llegó en un momento dulce para Microsoft, cuando su dominio era aplastante sobre el mercado del software y el sistema operativo. Sin embargo, no han sabido adaptarse claramente a los rápidos y decisivos cambios en el mercado, con un gran impulso en los dispositivos móviles, pese a sus últimos intentos. Como cierra este interesante análisis en The Atlantic: “Microsoft solía ser enorme, y después los ordenadores se hicieron pequeños”.

Los datos reflejados en ese análisis son más que elocuentes: la cuota de mercado global de los ordenadores/dispositivos personales ha pasado del 96% alrededor del año 2000, cuando aterrizó Ballmer como cabeza visible, hasta situarse en apenas el 35% en 2012, con un crecimiento exponencial de Apple y Google, gracias al avance imparable de smartphones y tablets.

Él afrontará su retirada, que algunos creemos que llega con muchos años de retraso, con una riqueza personal que podría rozar los 1.000 millones de dólares. La compañía, cuyo valor en bolsa llegó a subir de manera claramente sintomática tras el anuncio más de un 7%, busca ahora un sustituto con el que pilotar una nueva era en la que hay por delante grandes. Veremos.

Más información | Carta de Ballmer a sus trabajadores (en inglés) En Xataka Windows | Steve Ballmer deja Microsoft, La carta en la que Ballmer se despide de sus empleados: «me encanta esta compañía, Las razones del adiós de Ballmer, un CEO con más valor del que parece, Un sustituto para Ballmer: los de dentro, los que volverían y los de fuera En Xataka | Ballmer deja paso en Microsoft En Genbeta | ¿Quién será el sustituto de Steve Ballmer?, Cinco desafíos a los que se enfrenta la Microsoft post-Ballmer En El Blog Salmón | Resultados de Microsoft: record de ingresos y retos importantes, Steve Ballmer debe ser destituido Imagen | Dell's Official Flickr Page

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio