Compartir
Publicidad

En Estados Unidos no hay indicios de otra caída en recesión

En Estados Unidos no hay indicios de otra caída en recesión
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un estudio de economistas de la Federal Reserve Bank of Dallas analiza la posibilidad de que la economía estadounidense recaiga en otra recesión. Evaluando las señales, positivas y negativas, que se ven en la economía, evalúan estos efectos en el contexto de recesiones pasadas para identificar pistas de cómo se desarrollará la economía en el futuro.

En estas páginas he hablado mucho de la importancia de conocer el pasado ya que, de esa forma, podemos situar en un contexto lo que estamos viviendo ahora, mucho mejor que suponer que lo que estamos viviendo nosotros es lo mejor o lo peor de la historia, que suele ser la reacción normal cuando se tiene poco contexto histórico.

En su análisis están viendo que los consumidores siguen conservadores y cautelosos y sin saber donde irá la economía. Con esa cautela, gastan menos de lo que gastarían, pagan más sus deudas y ahorran más. Yo digo que mejor imposible que los consumidores estrella del mundo, los estadounidenses, sean más cautelosos en su consumo, que reduzcan sus altas deudas y que aumenten su muy bajo nivel de ahorros. Estas son buenas e importantes noticias y auguran un futuro mejor, tanto para las economías mundiales como para el medio ambiente. Como ya he comentado en estas páginas, el aumento en las tasas de ahorro es muy bueno para de crecimiento de las economías.

En los últimos trimestres, el crecimiento estadounidense ha sido bastante moderado y esto ha preocupado a muchos analistas por si este crecimiento no fuera sostenible.

En este Estudio, utilizan datos de las últimas siete recesiones sufridas en Estados Unidos y analizan las característas y pistas del desarrollo de esas recesiones para comparar con lo que se está viviendo hoy. Concluyeron que el nivel mínimo de crecimiento de la economía para que la economía no caíga otra vez en recesión, el punto de reflexión, es de un crecimiento por debajo del 2%.

También analizaron los cambios de la curva de rendimiento, donde se miden los distintos niveles de intereses y compararon el nivel de intereses a diez años con los títulos a un año y vieron que, cuando el interés de un año supera el de diez años, es decir, los intereses a corto plazo son más altos que los de largo plazo, es indicación de que llega una recesión.

También analizaron los cambios en el nivel de desempleo y concluyeron que, cuando ven una subida del desempleo del 0,33%, es un fuerte indicador de que una recesión está a punto de comenzar o que acaba de comenzar.

Finalmente, analizaron lo que llaman los Oil Shocks, subidas importantes en el precio del petróleo que también impactan en la posibilidad de recesión.

Con este análisis, elaboraron la tabla que vemos y concluyeron que es improbable que la economía estadounidense caiga de nuevo en recesión, que concuerda con lo que dijo el Fondo Monetario Internacional, comentado en estas páginas.

En El Blog Salmón | El FMI nos dice que la crisis fue de V

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos