Compartir
Publicidad

La renta básica de Finlandia puede ser una buena idea, pero lo que implantan ahora es un piloto limitado

La renta básica de Finlandia puede ser una buena idea, pero lo que implantan ahora es un piloto limitado
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Finlandia durante esta semana ha procedido a lanzar una primera prueba de su proyecto piloto de la renta básica. Esta prueba piloto consistirá en dar 560 euros mensuales durante 2 años a 2.000 finlandeses en situación de desempleo.

La selecciones de estas personas ha sido a través de un muestreo entre los parados que seguirán cobrando esta renta a pesar de encontrar un trabajo.

Nos podemos preguntar: ¿Cuál es el objetivo de la prueba piloto de la renta básica en Finlandia? ¿El sistema finlandés garantiza obtener mayores ingresos cuando se encuentra trabajo? ¿La renta básica incentiva o desincentiva la búsqueda de empleo? ¿Esta renta básica se puede convertir en universal? ¿Es más efectiva esta renta básica o rentas de inserción menos generales?

¿Cuál es el objetivo de la prueba piloto de la renta básica en Finlandia?

El objetivo de esta prueba piloto es analizar cómo se puede rediseñar el sistema de la Seguridad Social para afrontar los posibles cambios que se van a dar en el mercado laboral de Finlandia.

El envejecimiento o la robotización, promover la participación, incentivar la búsqueda de trabajo, reducir burocracia y simplificar los subsidios son las principales causas de realizar esta prueba piloto.

El sistema de prestaciones sociales de Finlandia tiene diez tipos distintos de subsidios relacionados con el desempleo y este tipo de medidas podría simplificar bastante un sistema tan complejo.

El sistema finlandés de Seguridad Social está muy burocratizado debido a la gran cantidad de subsidios diferentes y hay que solicitarlos de manera separada cada vez que cambian las circunstancias tanto familiares como laborales de la persona que lo solicita.

El sistema no garantiza obtener mayores ingresos cuando se encuentra trabajo

El sistema finlandés no garantiza a los parados que cuando encuentra empleo obtengan mayores ingresos de lo que están cobrando por el subsidio. En el caso concreto de los trabajos temporales o a tiempo parcial se suele cobrar menos prestaciones sociales por estar cobrando un sueldo.

En Finlandia esto ha provocado que muchos desempleados no quieran buscar de forma activa trabajo o se den de alta como autónomos en la Seguridad Social de Finlandia.

La renta básica en Finlandia puede ofrecer más incentivos para buscar empleo, al no suponer la pérdida de los 560 euros mensuales, y así se da una mayor protección a los parados.

¿La renta básica incentiva o desincentiva la búsqueda de empleo? ¿Esta renta básica se puede convertir en universal?

El Gobierno de Finlandia se quiere comprobar si una renta básica incentiva a los desempleados que participan en la prueba piloto a buscar trabajo o lanzarse a emprender.

O por lo contrario, estos parados se van a volver más inactivos en la búsqueda de trabajo por percibir los 560 euros durante todo los meses como plantean los críticos de esta medida.

Los 2.000 parados finlandeses fueros elegidos de forma alegoría entre 175.000 personas de entre 25 y 58 años que recibieron algún tipo de subsidio o prestación de desempleo.

De los perceptores de la renta básica se hay una mayoría de hombres que de mujeres aunque están casi igualados como se muestra en la gráfica “Sexo perceptores Renta Básica Finlandia”:

Sexo Perceptores

Por grupos de edad los que van a percibir en mayor parte la renta básica en este prueba piloto es el grupo de edad correspondiente de 45 a 58 años de edad, como se puede ver en la gráfica “Edad perceptores Renta Básica Finlandia”:

Edad Perceptores

Esta prueba piloto no se va a convertir en una renta básica universal según el Gobierno finlandés ya que pagar 560 euros a todos los ciudadanos finlandeses va a suponer un coste demasiado excesivo para Finlandia.

¿Es más efectiva esta renta básica o rentas de inserción menos generales?

El planteamiento del Gobierno finlandés va dirigido a ver si es viable aplicar esta renta básica a un cierto grupo de personas con recursos más bajos y poder ayudar a corregir las diferencias de riqueza en su país.

El Gobierno de Finlandia ha estimado que esta prueba piloto va tener un coste de 20 millones de euros como muestra la gráfica ‘Coste Renta Básica versus Coste Rentas de inversión’:

Coste Renta Basica Versus Rentas De Insercion

El coste para el Gobierno de Finlandia para la realización de esta prueba piloto va a ser de 7,5 millones de euros, ya que las rentas de inserción que está entregando a estas personas serían de 12,5 millones de euros.

Tenemos que considerar la existencia de un coste para el Estado Finlandés de la diferencia entre la renta básica y la rentas de inserción.

En la situación de crisis que nos encontramos el poder de negociación se encuentra en manos de los empresarios. Esto quiere decir que los trabajadores tienen puestos más precarios.

La renta básica beneficiará a los trabajadores a no estar sometidos a una presión tan fuerte por parte de los empresarios y tomar decisiones de cambios de trabajo al tener una seguridad o salvavidas con la renta básica.

Los trabajadores no tendrían que aceptar trabajos de malas condiciones con un salario bajo y sus condiciones laborales mejorarían. Este tipo de rentas dotan al trabajador de libertad de decisión.

Una vez finalizada la prueba piloto, a partir del 2019, el Gobierno de Finlandia se va a plantear empezar a ofrecer la renta básica a otros grupos de población como son los estudiantes, autónomos o empleados que tengan contrato a tiempo parcial.

En El Blog Salmón | La historia de la renta universal finlandesa que Pablo Iglesias quiere para España

Imagen | Flickr

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos