Compartir
Publicidad

Hay que subir los impuestos sobre las bebidas azucaradas

Hay que subir los impuestos sobre las bebidas azucaradas
29 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Lectores asíduos de estas páginas saben que sigo proponiendo modificar el sistema recaudatorio, bajando las cargas sociales, los impuestos sobre el empleo y los impuestos directos y recaudar el máximo posible a través de impuestos que influyen en reducir el consumo de productos y servicios que se deberían consumir menos. Es decir, los productos y servicios que impactan negativamente en el medio ambiente y esos productos que son malos para la salud.

Aunque no todos piensan lo mismo, incluso en estas páginas, yo si pienso que el sistema fiscal se puede utilizar para canalizar las actividades de los ciudadanos, incentivando lo bueno, con pocos impuestos, y disuadiendo lo malo, con más impuestos. Pagar más o menos tiene un impacto directo en la resultante demanda.

Como ya he dicho en estas páginas:

Hay mejores y peores formas de recaudar y de reducir gastos y prefiero ver más impuestos sobre la energía, más multas, cobrar más por conducir en las ciudades, cobrar más por conducir vehículos más contaminantes, cobrar más por conducir camiones, cobrar más por aparcar los coches en las ciudades, cobrar más por aparcar mal y por retiradas de vehículos, aumentar el número de carreteras de peaje, y cobrando más, y la reducción de las carreteras libres. Todas son formas que apoyo para recaudar más.

Todo esto entendiendo que estoy en contra de los impuestos en general y que estos deben ser el mínimo posible, ya que pienso que el dinero es de los ciudadanos y que los políticos no tienen por qué tomarlo y gastarlo por nosotros. Eso si, fuera de las necesidades de la sociedad de servicios públicos, etc.

Noticias del Reino Unido nos demuestran que estos impuestos podrían funcionan. Las bebidas azucaradas, como las bebidas gaseosas, aumentan el riesgo de obesidad, diabetes, las enfermedades del corazón y la caries dental y un impuesto sobre este tipo de productos reduce su consumo de forma significativa y, además, recauda muy bien.

En un estudio científicos británico concluyen que un impuesto del 20% sobre las bebidas azucaradas, como se está debatiendo ahora en México, reduciría en 180.000 el número de adultos obesos y recaudaría 323 millones de euros.

Aunque no nos gusten los impuestos, con el déficit que tenemos y con la deuda estatal que tenemos, los políticos están como locos buscando formas de recaudar más. Pues que lo hagan mejor de estas formas que recaudan, mejoran la salud y resulta en reducciones de costes sanitarios futuros.

Más recaudación, mejor salud, menos gastos sanitarios, ¿a qué esperan?

Vía | BBC News (en inglés) En El Blog Salmón | Necesitamos más impuestos sobre los alimentos poco saludables, El impuesto a la Coca-Cola y las justificaciones absurdas para los impuestos, Obesidad y estado del bienestar y Necesitamos más afán recaudatorio Imagen | 401(K) 2013

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio