Compartir
Publicidad
Publicidad

Los precios en España aceleran su crecimiento

Los precios en España aceleran su crecimiento
Guardar
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

 

Según ha informado hoy el Insituto Nacional de Estadística (INE), el Índice de Precios al Consumo (IPC) se situó en el 2,1% interanual a cierre del pasado mes de septiembre. Lo que supone la mayor subida de este índice de precios desde el mes de noviembre de 2008. Por otro lado, la inflación subyacente, aquella que omite del cálculo el precio de los alimentos frescos y de los productos energéticos, se situó en el 1,1% interanual, la mayor de los últimos trimestres.

Si nos preguntamos, cuáles son han sido las causas de este incremento de precios. Hay que buscarlas en la evolución experimentada por los precios de los carburantes, la hostelería y la vivienda, avanzando esta última un 4,2% respecto al mes anterior. Otro de los motivos que ha contribuido de manera importante a esta evolución positiva de los precios, ha sido la traslación del incremento del IVA en los precios finales al consumidor, que en algunos de los casos ha sido superior al 2%.

A priori puede parecer que este incremento de precios es consecuencia de un 'calentamiento' del consumo, pero por desgracia esto no es así. Si nos fijamos, en las causas de su crecimiento, su mayor parte se justifica con la subida del precio de los combustibles, por lo que sería más indicativo para la economía analizar la inflación subyacente, que en el pasado mes de abril llegó a tener una evolución negativa del -0,1% a doce meses.

Por lo que a mi juicio el riesgo de deflación aún no ha desaparecido, es más, en mi opinión puede acrecentarse en los próximos meses, principalmente por tres factores:

  • Disminución de la retribución de un alto porcentaje de los trabajadores, como en el colectivo de los funcionarios, trabajadores de empresas públicas, algunas empresas privadas, etcétera

  • Tipos de interés en mínimos históricos, que agotan el margen de maniobra de la política monetaria para revitalizar el consumo

  • Merma económica generalizada de las familias y malas expectativas que llevan a aplazar el consumo, con importantes consecuencias en la producción y el empleo

Compartirán conmigo que estas tres causas, la evolución de los salarios, y las expectativas de la mayoría de los españoles, nos llevarán otro año más a una minoración del poder de compra de la gran mayoría de los españoles. Que además no tiene ningún indicio de mejorar a corto ni a medio plazo. La crisis social y económica aún no ha tocado fondo.

Vía | El Economista En El Blog Salmón | Aunque ligeramente, el IPC repunta en mayo Imagen | jferrer

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos