Compartir
Publicidad

Y el sector que acapara 8 de cada 10 puestos de trabajo en España es...

Y el sector que acapara 8 de cada 10 puestos de trabajo en España es...
6 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El volumen del sector servicios en la economía española aumenta, sobre todo en el mercado laboral. Al inicio de la crisis financiera, en 2008, el 68,1 por ciento de todos los trabajadores estaban ocupados en el sector servicios.

Durante el 2017 fue del 75,5 por ciento, un aumento de más de 7 puntos. Esto no sólo pasa en España, ya que el sector servicios de la economía se está dando ya desde ha muchos años. Pero el gran saldo en España se ha producido en la última década. En contra, ha habido un hundimiento de la construcción y el hueco que ha dejado lo han ocupado los transportes y la hostelería.

Nos podemos preguntar: ¿Por qué un sector puede tener tanto peso en nuestra economía?

España ha sido el país, miembro de la Unión Europea, que ha realizado un cambio más radical en el mercado de trabajo

Cuando inició la crisis financiera, hace ya sobre una década, el sector servicios tiene al 68 por ciento de los trabajadores de España. Este porcentaje estaba alrededor de la media de la eurozona y del conjunto miembros de la Unión Europea. Después de una década ya no es así como se puede ver en la gráfica “Evolución del peso del sector servicios en el mercado laboral 2008-2017”:

Peso Sector Servicios Mercado Labora

El protagonista indiscutible es el sector servicios en España, ya que se ha situado por encima de la media de los países miembros de la Unión Europea. Existen otros países con una mayor dependencia laboral que España en el sector servicios, como sería Reino Unido, Suecia, Bélgica o Francia, aunque el cambio durante este tiempo no ha sido tan grande como en España.

En verano es donde se alcanzan la mayores puntas de ocupación en el sector servicios

La dependencia del sector servicios de la economía y del mercado laboral en España no es algo nuevo. Lo que ha sucedido en el mercado laboral en España en esta última década ha avanzado a pasos agigantados.

Parte del mayor protagonismo del sector servicios se ha debido en gran medida al hundimiento de la construcción, un sector que hace una década ocupaba al 12 por ciento de los trabajadores españoles y ahora no alcanza el 6 por ciento. Pero también la industria en España ha retrocedido.

El mayor protagonismo del sector servicios no se debe solo a la pérdida de importancia de otros sectores. Tras 4 años se crecimiento más o menos sostenido del mercado laboral, el sector servicios ha ido contratando trabajadores perdidos en las dos recesiones sufridas.

Según datos de la EPA, 14,2 millones de personas están trabajando en el sector servicios, alcanzando los 14,4 millones de trabajadores en verano de 2017, 100.000 más que el máximo que se marco durante el 2008. Claramente, el resto de sectores de la economía española está por debajo de los niveles que se alcanzaban antes de la crisis financiera.

El trasvase del mercado laboral español no ha incidido en el nivel de productividad

Gran parte de las mejoras se debe a la contracción temporal de la hostelería, que con 1,5 millones de trabajadores tiene más peso que nunca en la empleabilidad española y supera en 150.000 trabajadores los ocupados que había en hostelería antes de la crisis.

La hostelería ha ganado peso en el mercado laboral español, a expensas de la construcción, lo cual refleja que son actividades donde el nivel de cualificación de los trabajadores es reducido, el trasvase de trabajadores entre estas actividades se ha facilitado.

El incremento del sector servicios se ha concentrado en varias ramas, en algún caso muy vinculados con la expansión de la actividad turística en España. También la sanidad y los servicios sociales se han incrementado, y los transportes se acercan.

En cambio, otros sectores como el comercio siguen lejos de las cifras que tenían antes de la crisis financiera. Esto indica un cambio estructural dentro del propio sector servicios, ya que aquellos que reparten los pedidos del e-Commerce aparecen como empleados de transporte y no como comercio al por menor.

Uno de los problemas del sector servicios es que la economía no es fácil de ganar competitividad, y a diferencia de lo que pasa en el sector de la industria, en muchas ocasiones no basta con invertir en la modernización y mecanización de los procesos productivos.

Por tanto, lo que ha pasado en España es que los trasvases sectoriales del mercado laboral en estos últimos años no han incidido de manera significativa en el nivel de productividad agregada del mercado. Esta correlación es algo positiva, de modo que el empleo está yendo hacia sector de mayor productividad, pero de forma poco significativa.

En El Blog Salmón | Del turismo y construcción a solo turismo: el cambio de modelo productivo no ha salido como esperábamos

Imagen | Flickr

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio