Publicidad

Los nuevos socios comerciales de la Unión Europea: Vietnam y Mercosur

Los nuevos socios comerciales de la Unión Europea: Vietnam y Mercosur
2 comentarios

Publicidad

Publicidad

La Unión Europea ha firmado recientemente dos acuerdos comerciales, ambos con economías de alto potencial de crecimiento y gran población. Estos acuerdos comerciales todavía tienen que ser mostrados al público y tienen que ser pasar los respectivos trámites parlamentarios, pero es probable que aunque se alargue, acaben entrando en vigor.

Si los acuerdos comerciales destacados recientes han sido los que se han cerrado con naciones desarrolladas como Canadá y Japón, los acuerdos con Vietnam y Mercosur están siendo firmados con países cuyo potencial de crecimiento es mucho mayor, algo que encajaría en la estrategia que comenté hace tiempo para la UE tras el Brexit, vincular nuestra economía con naciones de alto crecimiento para que arrastren la nuestra.

El tratado comercial con Vietnam

Hay quién dice que Vietnam es la nueva China, no en población, pero sí en potencial de crecimiento. La economía vietnamita lleva creciendo a tasas superiores al 4% desde el año 2000 y ofrece más de noventa millones de consumidores, muchos de ellos alrededor de dos metrópolis (Hanoi y Ciudad Ho Chi Minh o Saigon) que facilita la logística. La clase media está creciendo y su fuerza laboral es más joven que la de la UE.

Además se considera que es la economía que más se beneficia de la guerra comercial entre EEUU y China. En 2017 entró en el top 10 de exportadores a la UE. De hecho, empresas europeas y asiáticas invierten a Vietnam. Por ejemplo Samsung fabrica teléfonos móviles y Piaggio motocicletas.

El tratado recoge la eliminación paulatina de los aranceles por ambas partes en diez años, de modo que ambas economías van a ir teniendo tiempo de acostumbrarse la una a la otra. El acuerdo dejará a Vietnam en una posición equivalente a la de Corea del Sur o Japón que ya tienen acuerdos comerciales con la UE. Dentro del acuerdo se cubren las denominaciones de origen europeas (algo que la UE siempre exige en sus tratados comerciales). El acuerdo cubre vehículos, maquinaria y piezas, productos farmacéuticos, productos alimenticios, bebidas alcohólicas…

El tratado comercial con Mercosur

137660364_458d9c0a24_o.jpg

El otro acuerdo que ha sido firmado y que posiblemente nos interesa más a los habitantes de España por los vínculos históricos es el firmado con Mercosur, el Mercado Común del cono Sur que engloba a Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay.** Estas economías están bastante cerradas con elevadas barreras arancelarias**, lo que lo convierte en algo más interesante todavía.

Además la UE sería el primer bloque comercial importante en firmar un acuerdo con Mercosur, lo que daría fuertes ventajas a las empresas de la UE en este mercado. Y no sólo eso, si el acuerdo comercial entre la UE y Japón hacen la mayor zona comercial del mundo en términos de PIB (21 billones de euros y 639 millones de habitantes), el acuerdo comercial entre la UE y Mercosur crean la mayor zona comercial en términos de población, 19 billones de euros y 773 millones de habitantes. Es decir, el potencial podría ser mayor que el acuerdo comercial con Japón si la economía brasileña despegara.

También Mercosur ofrece una fuerte oportunidad a estos países para acabar de desarrollarse, por ejemplo comenta Diego Martín consultor de comercio internacional en São Paulo que se podría usar el exceso de capacidad de la industria automotriz brasileña para exportar a la UE.

Respecto a las implicaciones en la economía española son mixtas, en general los agricultores y ganaderos temen la llegada de los productos agrícolas brasileños y argentinos, mientras que los fabricantes de automóviles se frotan las manos al pensar en el mercado que se les abre. Hasta ahora las importaciones estaban gravadas con un 35%.

El acuerdo plantea una liberalización a diez años para el 91% de os productos y de 15 años para ciertos productos que son más importantes para Mercosur. Además se trata de un acuerdo muy complementario entre una potencia industrial y otra potencia de materias primas, por lo que el efecto puede que sea aún mayor. Además cubre los objetivos de París respecto al cambio climático. No obstante, el detalle todavía no es público y queda mucho por ver al respecto.

¿Y el futuro de los acuerdos comerciales de la UE?

5348536906_25fbb8d716_o.jpg

¿Seguriá la UE firmando acuerdos de libre comercio? Probablemente, todavía quedan los acuerdos comerciales con Nueva Zelanda y Australia, no obstante, es bastante probable que la vía de los acuerdos comerciales como modo para impulsar el crecimiento económico en la casi estancada Europa se esté agotando. Va a ser muy difícil llegar a acuerdos comerciales equivalentes con el resto de potencias, especialmente en la ola actual de proteccionismo que abunda en el globo.

El mundo se le está quedando pequeño a la UE de los acuerdos comerciales que ya tiene hecha la mayor parte del trabajo, a espera de uno con EEUU o de una liberalización completa del comercio internacional. Eso no significa que el trabajo realizado no sea importante. Es necesario continuar con los mismos, así como vigilar el cumplimiento y seguirá habiendo negociaciones.

Si la comisión de Jean-Claude Juncker se ha centrado en los acuerdos comerciales (Japón, Canadá, Vietnam y Mercosur), la próxima Comisión de la UE, que se está negociando ahora su composición, debería de centrarse en las reformas interiores que hacen falta para incrementar la competitividad del bloque continental en la economía global, especialmente en las industrias de alta tecnología que no para de dar la impresión que se está poco a poco quedando atrás respecto a China y Estados Unidos.

En El Blog Salmón | La fusion Renault Fiat Chrysler Auto Lagarto Spock, En Japón quieren que la jubilación sea los 75, o incluso más y ¿Estamos preparados para la crisis que viene?

Más información | Comisión Europea (I y II)

Imagen | gudi&cris
Imagen | liberalmind1012

Imagen | nancyesmith

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir