Todo el dinero que esperan ganar Real Madrid, FC Barcelona y Atlético matando la Champions y creando la Superliga

Todo el dinero que esperan ganar Real Madrid, FC Barcelona y Atlético matando la Champions y creando la Superliga
9 comentarios

La noticia saltó ayer mismo, cuando 12 de los clubes de fútbol más importantes de Europa anunciaron la creación de una nueva competición deportiva, la Superliga. Entre estos clubes están tres españoles: el Real Madrid, el FC Barcelona y el Atlético de Madrid.

La idea es que esta competición sustituya a la Champions League, pero este anuncio se ha hecho de forma unilateral, rompiendo relaciones con la UEFA con lo que se preveé un culebrón en las próximas semanas importantes. Y el motivo de esta competición es, obviamente, el dinero.

¿Cómo sería la Superliga?

En principio la Superliga estaría formada por los siguientes clubes, que serían los equipos fundadores: Real Madrid, Barcelona, Atlético de Madrid, Manchester United, Manchester City, Tottenham, Arsenal, Chelsea, Liverpool, Juventus, Inter de Milán y AC Milán. Se deja la puerta abierta a otros tres equipos fundadores, pero no se sabe cuales. Se sospecha que podrían ser Bayern Múnich, Paris Saint Germain, Borussia Dortmund o Olympique de Lyon, aunque el Bayern y el Borussia parece que se descartan.

Habría otros cinco equipos invitados que podrían cambiar entre temporadas (los 15 fundadores siempre repiten), hasta un total de 20 participantes. Estos 20 equipos se dividirían en dos ligas, de 10 equipos cada una. Los tres primeros se clasifican para los cuartos de final, mientras que los cuartos y quintos jugarían una eliminatoria para seguir en la competición.

Los cuartos de final y semifinales serían a doble vuelta y la final a partido único. En total habría 180 partidos y el ganador jugaría entre 23 y 25 partidos (depende de si logró clasificación automática o si tuvo que pasar por la eliminatoria adicional para acceder a cuartos de final).

Hay que tener en cuenta que actualmente la Champions League el ganador juega 13 partidos, aunque hoy se esperan novedades que elevarían el número de partidos.

Los clubes no pretender abandonar las ligas nacionales y negociarían un calendario con la UEFA y FIFA pero la guerra en este aspecto va a ser total, ya que la UEFA amenaza con expulsar a los clubes de las ligas nacionales y que los jugadores de dichos equipos no puedan jugar competiciones con su selección. Llegar a este punto sería una situación en la que todos acabarían perdiendo.

Estructura financiera

El motivo de que los clubs más poderosos ofrezcan este nuevo formato es simplemente elevar sus ingresos. Lleva hablándose muchos años de que los principales clubs querían más pastel de la Champions League pero no ha habido grandes avances ahí. El ganador del año pasado logró 117 millones de euros y la Superleague asegura que el ganador lograría 250 millones de euros.

Además habría un reparto inicial para los clubs fundadores de 3.525 millones de euros. El reparto no sería a partes iguales, sino que seis clubes recibirian 350 millones de euros, cuatro 225 millones, dos 112,5 millones y tres recibirían 100 millones. Este reparto sería para aliviar las cuentas de los clubes a corto plazo.

Los ingresos vendrían de la televisión y se estiman de 4.000 millones por temporada. Estos se repartirían de la siguiente forma: 65% para los clubes fundadores, 20% por méritos deportivos en la competición y 15% por distribución comercial. Desde luego un chollo para los fundadores comparado con los ingresos que obtienen de la Champions League.

Real Madrid, Barcelona y Atlético de Madrid, que parecen estar entre el grupo top de los fundadores, recibirían cada temporada unos 250 millones simplemente por participar. Esto podría ampliarse hasta los 500 millones por méritos deportivos (ganando la competición).

La liga vendría financiada por JP Morgan, es decir, hay dinero para empezarla. Y por tanto no estamos ante un simple brindis al sol de una serie de clubes sino que realmente están dispuestos a lanzar la liga.

¿Por qué resucita este proyecto ahora?

Como hemos comentado este proyecto lleva años en rumores entre los grandes clubes, que siempre quieren aumentar sus ingresos. Sin embargo surge ahora, en mitad de la crisis del Covid-19. Y la relación no es casual. Es justo ahora cuando los equipos más grandes tienen problemas económicos.

Tal y como explicamos hace no mucho los grandes clubes de España tienen un grave agujero debido al covid-19. El parón de la temporada pasada redujo drásticamente sus ingresos, pero sus principales gastos se mantuvieron. La deuda se disparó.

Es por eso que los grandes clubes buscan soluciones a corto plazo y la Superliga podría serlo, aparte de que a largo plazo les daría unos ingresos extra con los que compensar las pérdidas del último año. Eso siempre que exista algún acuerdo de limitación de salarios, cosa que siempre tiene difícil encaje legal.

¿Habrá Superliga?

Es complicado de determinar pero lo normal es que se llegue a algún tipo de acuerdo para que la Champions League siga en un formato más favorable a los grandes clubes. De lo contrario al final todos saldrían perjudicados, ya que la UEFA tiene en su mano el poder de expulsar a estos equipos de sus ligas nacionales, con lo que todos saldrían perjudicados (también en ingresos).

Hoy se presentará la nueva estructura de la Champions League y seguramente esto será simplemente una nueva fase en la negociación, que cada vez se está haciendo más dura. Pero no olvidemos que a veces para llegar a acuerdos primero hay que romper la baraja y por tanto no descartemos que la próxima temporada sea muy rara.

Temas
Inicio