Publicidad

La banca está en su peor momento, ni el tipo de interés ni las pandemias le ayudan

La banca está en su peor momento, ni el tipo de interés ni las pandemias le ayudan
Sin comentarios

Publicidad

Publicidad

En estas últimas semanas el gran golpe que ha sufrido las bolsas a niveles mundial han repercutido en el sector bancario por el coronavirus. El sector bancario español se ha dejado en más del 35 por ciento de su cotización.

Algunos valores de los bancos españoles están cotizando en mínimos históricos por la previsión de que se acerca una crisis económica y de que las medidas que tomen los bancos centrales van a complicar su trabajo diario.

Pánico de los inversores ante una crisis económica

El entorno que está viviendo el sector bancario no es el más propicio y esto lo está trasladando a sus cotizaciones bursátiles, y le está afectando las medidas que ha adoptado el Banco Central Europeo (BCE) y el miedo que haya otra crisis económica por culpa del coronavirus.

Todos los bancos españoles pierden valor en bolsa, mientras las noticias del coronavirus y las decisiones del Gobierno central salen a la luz.

En el caso de Bankia, Sabadell y Liberbank han tenido fuertes caídas en su cotización y les ha llevados a mínimos históricos en su cotización bursátil, igual que todos los bancos europeos que siguen el mismo camino.

Esta bajada de las cotizaciones de los bancos españoles, que está siendo más fuerte que otras empresas de otros sectores, esconde el pánico de los inversiones ante un escenario de crisis económico provocada por el coronavirus.

Todas las actuaciones que pueden aplicar los bancos centrales van a ser malas para las entidades bancarias. Si los bancos centrales deciden aplicar medidas de carácter expansivo, va a ser malo para las entidades bancarias, pero si no deciden aplicar estas medidas expansivas, va a ser aún peor para las entidades bancarias, ya que hay peligro en caer en una crisis económica o peor en una recesión económica.

La cotización de los bancos se está viendo penalizada por las expectativas de un menor crecimiento en sus beneficios, una menor demanda de préstamos y créditos, menores operaciones de inversión a través de sus negocios…

Además se pueden añadir las medidas de los bancos centrales que afectan a sus negocios como es la baja de tipos de interés, la Reserva Federal ha bajado tipos de hasta el 0% y el Banco Central Europeo (BCE) ha decidido mantenerlos, con un impacto negativo en el Euríbor (índice de referencia para los bancos europeos).

La Reserva Federal baja los tipos de interés por las presiones de Trump

Tras varios días de presiones por parte de Trump, la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) anunció ayer la bajada de tipos de interés hasta el 0 por ciento e inyectar 625 mil millones de euros a la economía estadounidense para parar los efectos económicos que está teniendo el coronavirus.

La Reserva Federal de Estados Unidos (Fed) insiste que esta medida ha sido provocado por el coronavirus que está afectando de forma negativa a los sectores y a la actividad económico de Estados Unidos. Además, se añaden las presiones del Presidente Trump y sus amenazas de despedir a Jerome Powell.

Las medidas adoptadas por la Reserva Federal (Fed) incluyen la reducción de los tipos de préstamos de emergencia para las entidades bancarias en 125 puntos básicos, hasta llegar al 0,25 por ciento y se alarga hasta 3 meses el plazo de devolución.

Además, la Reserva Federal reduce hasta el 0 por ciento el ratio de requisito de reserva para las entidades bancarios de Estados Unidos y amplía la liquidez en dólares estadounidenses a nivel internacional.

Ofrece 500 mil millones de dólares estadounidenses en deuda pública y 200 mil millones de dólares estadounidenses en deuda hipotecaria que comienza a emitirse a parte de hoy lunes.

El Banco Central Europeo no baja los tipos de interés

Cuando Christine Lagarde hizo pública la política monetaria, las bolsas reaccionaron de forma negativa por el Banco Central Europeo (BCE) no bajó los tipos de interés durante la semana pasada.

Aunque las medidas monetarias tomadas han sido bastante expansivas, en realidad, los costes de financiación de las entidades bancarias europeas no han bajado del 0,25 por ciento.

Lagarde empeoró la visión negativa de las bolsas, aunque las medidas extraordinarias quisieran aliviar la regulación para asegurar que las entidades bancarias pudieran flexibilizar las condiciones con las empresas y las familias, que tengan problemas por la crisis generada por el coronavirus.

A esto se añade que el Banco Central Europeo comprará 120 mil millones de euros en activos financieros hasta final del 2020, con total flexibilidad a nivel temporal y la composición de las compras, y se hace así porque el BCE quiere estabilizar aquellos mercado con problemas.

Pero las explicaciones de Christine Lagarde respecto de las compras de activos surtieron el efecto contrario al deseado, ya que dio la imagen de que el Banco Central Europeo (BCE) abandonaba la postura de preservar el euro es suficiente para que vuelva la crisis de deuda pública.

Las entidades bancarias pierden rentabilidad con los tipos de interés en negativo

La rápida expansión del coronavirus y su gran golpe en las economías a nivel mundial ha empujada a los bancos centrales a tomar medidas para contener el efecto económico del coronavirus.

Las entidades bancarias tienen una gran presión sobre sus espaldas, ya que los bancos centrales han tenido que salir del paso con medidas económicas de urgencia.

En el caso del Banco Central, Christine Lagarde no ha convencido a los mercados por sus declaraciones, ya que se interpretó que el BCE abandonaba la postura de preservar el euro por encima de todo y, por tanto, los mercados reaccionaron de manera diferente a los esperado.

Además, el negocio fundamental de las entidades bancarias es comprar dinero y venderlo a un precio superior, por lo que, si los bancos centrales sitúan el dinero a niveles negativos, esto supone un duro golpe para la rentabilidad de las entidades bancarias.

En El Blog Salmón | Estas son las reformas las reformas necesarias del MIFID II ahora que el Reino Unido ya no va a ser el centro económico de Europa

Imagen | Flickr

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios